La Tienda Republicana

El desastre de las primarias en Republica Dominicana

“Vivimos solo el prólogo de lo que viene. El 2020 y su comicios  pintan para peor, porque el partido-Estado, la corporación política-empresarial-mafiosa que usurpa el Estado se apresta a de repetir en grande lo acontecido…y  para que no sea así habría que desplazar ese poder desde las calles, porque las elecciones y el Estado se pudrieron.”

El comportamiento de los partidos del sistema, antes y durante las votaciones de las primarias para elegir las candidaturas a las elecciones nacionales de febrero y mayo del 2020, dio asco:

-Compra de votos y cédulas, sobornos, precandidatos en procura de impunidad.

- Uso de dinero acumulado en  las fiestas de la corrupción, negociaciones con narcos, ron, repartos de alimentos

-Uso de los presupuestos y recursos materiales de alcaldías, congreso y gobierno..

 -Inversiones empresariales espurias.

-Traslado compulsivo de votantes.

Cierto que lo mucho en la corrupción del Partido de la Liberación Dominicana-PLD y del gobierno que encabeza sobresalieron y arroparon hasta la saturación. Pero el tema se extiende a gran parte del sistema de partidos.

En el seno del PLD se produjo un fuerte choque entre dos facciones graduadas “suma cum laude” en delitos de Estado y trampas:

- Una, la leonelista, bajo el mando del ex-presidente Leonel Fernández), empleando lo que “ahorró” de los latrocinios escenificados durante sus tres anteriores gobiernos corruptos y neoliberales.

-Y la otra, la danilista, liderada por el propioPresidente Danilo Medina), de igual calaña,  ahora con más poder estatal, disponiendo del dinero atracado durante su gestión de Estado, junto a las ventajas que da poder volcar impunemente el aparato estatal y sus recursos frescos contra su adversario interno.

En el seno de PRM, Luis Abinader, nuevo pupilo de la política gringa, comprometido con las agresiones a Venezuela, se impuso por amplio margen a otro conservador, el veterano ex-presidente Hipólito Mejía, dentro de una competencia aburrida y caracterizada por un baja concurrencia..

·         RESULTADOS

La primera facción del PLD postuló a Fernández y la segunda al Ministro de Obras Públicas y comunicaciones Gonzalo Castillo, quien se impuso con un 1% de ventaja, en una competencia caracterizada por los fraudes a cargo de ambas partes.

A la facción del Presidente Medina le favoreció finalmente su control del sistema electoral, de sus mecanismos de conteo, propagandización, fiscalización, reglas de juego y arbitraje de las votaciones; y su previa gravitación sobre las leyes de partidos y electoral; previa captura de las demás instituciones con cartas  en ese y otros asuntos: Ministerio Público, Poder Judicial, Altas Cortes, Poder Ejecutivo y Gobierno Central.

Así, es ilusorio hablar de transparencia en cualesquiera de las variantes de conteo (manual o automático), como en la puesta en práctica de cualquier mecanismo de fiscalización revisión y auditoría, porque todo fue contaminado. Y se quedó así.

Corrupción e impunidad nueva vez evidenciaron que se han tornado sistémicas y endémicas, conformando todo un gran mecanismo o sistema, del cual forman parte el conjunto de partidos que han dominado en este país la institucionalidad establecida durante más de medio siglo

·         .PERSPECTIVAS OMINOSAS HACIA EL 2020.

 Engañan quienes para no confrontar insisten que dentro de esta institucionalidad, con la actual Junta Central Electoral-JCE de Castaños, vigente el Gobierno de Danilo-PLD y este sistema de corrupción e impunidad imperantes, será posible corregir los fraudes y la podredumbre desplegados en estas primarias.

Vivimos solo el prólogo de lo que viene. El 20-20 pinta para peor porque el partido-Estado, la corporación mafiosa, con Leonel o sin él dentro, se apresta a de repetir en grande lo acontecido, por imperiosa necesidad. Y para que no sea así habría que desplazar ese poder desde las calles, porque las elecciones y el Estado pudrieron.

Y si eventualmente dentro de ese cuadro sistémico-institucional se diera una derrota electoral de un PLD dividido, la contrapartida opositora, encabezada por el Partido Revolucionario Moderno-PRM, sería de esencia o calaña parecida.

·         BALANCE Y CONSECUENCIAS PUNTUALES.

El balance y las consecuencias de ese de ese prologo traumático puede resumirse de esta manera:

 -Un mayor descredito del sistema, de sus votaciones, su JCE y sus instituciones.

-Una mayor desconfianza en el sistema de partidos.

-Una votación, con una gran parte lograda a base de clientelismo, sobornos y múltiples modalidades de corrupción y perversión política.

-Una concurrencia precaria en relación con los padrones electorales empleados: alrededor de un 30% en las primarias cerradas del PRM y de menos aun en las primarias abiertas del PLD.

-Un proceso despreciado por más del 70% de los votantes inscritos.

-Un proceso pervertido por las facciones en pugna hasta niveles indignantes: más de 3 mil millones de pesos gastados del dinero de los /as contribuyente, buena parte robado al Estado, invertido en unas primarias corrompidas y fraudulentas

-Numerosas pre-candidaturas en busca de impunidad.

-Prostitución de la competencia entre el danilismo y el leonelismo.

-Total ausencia de un arbitraje imparcial y descalificación de la JCE.

-Tolerancia de las violaciones a las leyes y reglamentos, y extensión de la impunidad al escenario electoral.

-Acentuación de la tendencia mafiosa del danilismo y del conservadurismo corrupto del leonelismo, articulado al neofascismo.

-Un PLD brutalmente dividido.

-Un PRM disminuido, aunque con posibilidades de sacar provecho de la división (orgánica o no) del PLD y del deseo de mucha gente de salir de los 20 años del nefasto reinado peledeista.

-Un proceso electoral cada vez más intervenido y pendiente de las decisiones del Departamento de Estado-USA.

-Una profundización de la tendencia a la marginalidad y debilitamiento extremo de las opciones que no se  subordinen a los polos hegemónico PLD y PRM bajo tutela de EEUU, sus Trump y Pompeo. Una llamada de Pompeo obligó al Presidente Medina a desistir de su re-postulación.

-Serias dudas sobre la idoneidad del voto automático por las evidencia de fraudes sofisticados.

-Una tendencia más pronunciada a la desaceleración de la economía camino al desplome.

-Anuncio de calamidades mas graves para el 20-20 y tendencia a la  repetición en grande de las prácticas fraudulentas y las fechorías electorales.

-Reforzamiento de la convicción en amplios sectores de que no hay vía institucional para ponerle fin al sistema de corrupción e impunidad. Se ha fortalecido la idea de el remiendo de lo podrido es una gran estafa. De que solo  la rebeldía a lo  Ecuador, Haití y Honduras podría crear lo nuevo y distinto.

-Mayor pertinencia, por tanto, del ejercicio de la democracia de calle para producir los cambios constitucionales e institucionales y las transformaciones estructurales que abrirían las compuertas para superar este lodazal.

·         COLOFÓN:

 Esas consecuencias podrían determinar en lo adelante mejores condiciones para crear, desde el pueblo movilizado, poder constituyente transformador; y para situar en la agenda nacional la propuesta de Proceso Constituyente, la quiebra de un poder constituido altamente desacreditado,  la transición  hacia una democracia real vía una Asamblea Constituyente Popular y Soberana, que permita crear una nueva institucionalidad y elecciones sobre bases democráticas y mecanismos invulnerable al fraude.

La opinión del autor no coincide necesariamente con la de TerceraInformación

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.