Federico Rubio Herrero •  Memoria Histórica • 01/10/2020

Las huelgas mineras de Asturias (verano de 1963) y la salvaje represión franquista

Los intelectuales contra la tortura y por las libertades democráticas (Carta al Ministro de Informacion y Turismo, Manuel Fraga Iribarne).

Las huelgas mineras de Asturias (verano de 1963) y la salvaje represión franquista
Sintetizada por Federico Rubio Herrero.
«En correspondencia al diálogo entablado con V.E. sobre determinados acontecimientos que nos producen una viva inquietud como españoles y como humanistas, se están produciendo en Asturias hechos como los siguientes:
1) La muerte del minero Rafael Gonzalez, de 36 años, a consecuencia de las torturas recibidas el día 3 de septiembre en la inspección de policía de Sama de Langreo. La responsabilidad de este y otros hechos reseñados a continuación se atribuyen al capitán de la Guardia Civil don Fernando Caro, de 28 años, natural de Melilla, destinado a aquella inspección hace aproximadamente un mes, y al cabo Perez, hoy ascendido a sargento, y desde hace tiempo residente en la citada localidad de Sama de Langreo. Se dice que el citado capitán Caro, viste un traje de deportes durante los «interrogatorios».
2) En el mismo lugar, a las 4 de la tarde, se produjo la castración del minero Silvino Zapico, que tuvo que ser hospitalizado. A su esposa se la maltrató y se la cortó el pelo al cero.
3) Al minero Vicente Baragaña, de la barriada de Lada (Sama de Langreo), le han sido quemados los testículos.
4) Un minero llamado Alfonso Zapico, vigilante de primera del Fondon, retirado por silicosis y actualmente cobrador de la Previsora Bilbaina de Seguros, fue torturado, por el hoy sargento Perez, el cual le había amarrado previamente. Como quiera que esto se hacía en presencia de su esposa, esta se arrojó sobre el sargento, con objeto de impedir que continuara: el cual la golpeó y cortó el pelo al cero, operaciones que se realizaron a la vista de su marido, cuyo cuerpo fue después abandonado en el exterior y recogido por un compañero suyo, de nombre Senen, que lo transportó a su casa de Lada. Avisado un médico «cuyo nombre se oculta por razones de seguridad», este manifesto que no sabía por donde empezar tantas eran las lesiones al cuerpo de Alfonso.
5) Everardo Castra, casado con tres hijos, sufre desequilibrio mental como consecuencia de las torturas y esta internado en el manicomio provincial «La Cadellada». Fue detenido cuando escribía un letrero: «el pueblo se vengara» en una tubería de la Duro Felguera.
6) Juan Alberti, de Lada, y otro minero cuyo sobrenombre familiar es «chocolatina», fueron obligados a golpearse entre sí, en la inspección de Sama de Langreo. Como realizaron un simulacro de pelea, fueron golpeados salvajemente hasta dejarles inconscientes.
7) Una mujer, cuyo nombre se desconoce, fue golpeada en el vientre, cuando ella trató de hacer valer su estado de embarazada para evitar las torturas, el capitán Caro replicó al golpearla «un comunista menos». El hecho sucedió en la inspección de Sama de Langreo.
Son hechos, Excelencia, que de ser comprobados, cubrirían de ignominia a sus autores, ignominia que también nos cubriría a nosotros en la medida que no intervinieramos para impedir que tales vergonzosos actos se produzcan.
Atentamente saludan a V.E.
Vicente Aleixandre, Academico de la Lengua; Pedro Lain Entralgo, Academico de la Lengua, ex rector de la Universidad de Madrid; José Luis Aranguren, Catedratico de Etica de la Universidad de Salamanca; José Bergamin, escritor; Alfonso Sastre, dramaturgo; Salvador Espriu, poeta; Ángel Fernandez Santos, escritor y crítico literario; Antonio Buero Vallejo, dramaturgo, …….. y 120 firmas más.

1963 /  Asturias /  Dictadura Franquista /  huelgas mineras /  Manuel Fraga /