La Tienda Republicana

May evita publicar informes que vinculan a Riad con extemistas

La premier británica, Theresa May, evita publicar informes respecto al apoyo financiero de Riad a los extremistas en el Reino Unido ¿para no dañar buenos nexos?

El año pasado, el Ministerio británico del Interior entregó un informe sobre la financiación extranjera a los extremistas en el Reino Unido a Downing Street (sede del Gobierno británico), sin embargo, hasta el momento, May ha rehusado hacer público el documento que, según se cree, se centraría en Arabia Saudí.

El “asombroso” retraso en “publicar los resultados de la investigación deja grandes interrogantes sobre si la toma de esta decisión está influenciada por los vínculos diplomáticos” entre Londres y su aliado Riad, indicó Caroline Lucas, una de los líderes del Partido Verde británico, en una sesión parlamentaria, conforme a lo recogido el lunes por el diario local The Guardian.

"Para derrotar al terrorismo es vital que los políticos tengan una visión completa de los hechos, aunque sean inconvenientes para el Gobierno", aseveró Lucas al respecto.

Downing Street respondió a la solicitud planteada por Lucas asegurando que, debido a la naturaleza de esa información, le corresponde a la premier del país europeo decidir si se divulga o no. Esto mientras fuentes oficiales habían confirmado hace un mes a The Guardian que el informe nunca será publicado, ya que su contenido es muy “sensible”.

El líder del Partido Laborista británico (PL), Jeremy Corbyn, por su parte, ha criticado en reiteradas ocasiones que May haya obviado informes respecto al apoyo financiero de Riad y sus aliados a los extremistas takfiríes.

Corbyn enfatiza que resulta imprescindible adoptar medidas para cortar de raíz la financiación que perciben las bandas takfiríes, como el EIIL (Daesh, en árabe), tanto en el Reino Unido como en la región de Oriente Medio.

Asimismo, la postura de la primera ministra británica ante las infracciones de los derechos humanos en las monarquías árabes del Golfo Pérsico ha sido criticada por muchos organismos y entidades pro derechos humanos. Anteriormente y en este sentido, May había dicho que tales violaciones no deben afectar a la política comercial de Londres.

El Reino Unido es criticado, además, por ser un suministrador de armas de primer orden a Arabia Saudí, sobre todo en momentos en los que la monarquía saudí está implicada, desde marzo de 2015, en una campaña de bombardeos contra su vecino yemení.

mnz/anz/ftm/hnb

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.