FACRE José Martí •  Opinión • 02/05/2020

Condena al ataque a la Embajada de Cuba en EEUU

DECLARACIÓN DE LA FACRE JOSÉ MARTÍ POR EL ATAQUE A EMBAJADA CUBANA EN EEUU

1 de mayo de 2020.

En la pasada madrugada del 30 de abril, la sede diplomática de la Embajada de la República de Cuba en Estados Unidos, fue objeto de un ataque cometido por un individuo con arma de fuego.

Aunque no hubo víctimas, si es totalmente repudiable este tipo de actos, de carácter terrorista y que tiene como fondo un hecho que encierra odio hacia nuestro país.

¿Por qué este tipo de actos? Nuestra Patria lleva ya 60 años de afrontar una política agresiva y llena de hostilidades provenientes de los Estados Unidos, donde la prensa de ese país destina horas de radio, televisión y prensa escrita a crear rechazo hacia Cuba y un vil odio contra su pueblo, su dirigencia y su proceso político. Otra muestra de retórica hostil son los discursos de odio de los representantes del gobierno estadounidense, quienes incitan a la violencia contra personal médico cubano que se encuentra en misiones solidarias en terceros países o las calumnias que constantemente se fabrican, para alentar agresiones contra personal diplomático cubano en EEUU o en la sede de la ONU. También se ha de mencionar que sedes diplomáticas estadounidenses monitorean actividades que promueven violencia contra Cuba o su personal en otros países; incluso, hasta la mismísima Embajada de EEUU en La Habana, promueve descaradamente la división y la violencia social dentro de Cuba.

A todo lo anterior se suma la política genocida de ahogo económico, sustentada en un cruel bloqueo económico, financiero y comercial impuesto contra Cuba, que alcanza casi 6 décadas de ocasionarle enormes pérdidas económicas al pueblo cubano, violando flagrantemente su derechos e impide su acceso a tecnología de avanzada, medicamentos, insumos y materiales necesarios para alcanzar un desarrollo económico pleno. Un bloqueo que impide, incluso, que hoy el pueblo cubano pueda recibir donativos y ayuda para afrontar la pandemia del COVID-19, que tiene al mundo en estado de alarma.

Nos sumamos a la demanda del Ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Hernández Parrilla, de que las autoridades de EEUU realicen una urgente y profunda investigación de los hechos y notifiquen de sus resultados a las autoridades cubanas.

También nos sumamos a la exigencia que se adopten todas las medidas necesarias para garantizar la plena seguridad de la Embajada de Cuba, de la Misión Permanente ante la Organización de las Naciones Unidas, en New York, del personal de ambas Misiones y los familiares acompañantes.

Es hora que la política internacional de EEUU cambie a posiciones y actuaciones de consenso, de diálogo, de entendimiento, de cooperación, de respeto y no en la violencia ni la injerencia.

Federación de Asociaciones de Cubanos Residentes en España

 


FACRE José Martí /  Opinión /