El Sociólogo Irreverente • 07/08/2010

A mayor nivel de estudios de los encuestados se valora peor a Zapatero y Rajoy, y mejor a Cayo Lara

A mayor nivel de estudios de los encuestados se valora peor a Zapatero y Rajoy, y mejor a Cayo Lara

Hace unos días el CIS publicó su barometro correspondiente al mes julio que, como habréis leido en los medios, no traía grandes novedades pero confirmaba las tendencias anteriores: el PP aumenta su ventaja respecto al PSOE, no porque aumenten mucho sus votantes, sino porque el PSOE continua su derrumbe; Izquierda Unida confirma que recogerá parte de los votantes de izquierdas que huyen despavoridos del PSOE ante su giro a la derecha y la valoración de la clase política  sigue bajando.

Ante esta falta de novedades he estado echando una ojeada a una parte del informe que suela dar poco juego a nivel periodístico, pero que tiene bastante chicha sociológica: la que cruza las preguntas con variables  sociodemográficas  (edad, sexo, tamaño del municipio y nivel de estudios.) y allí hemos encontrado una correlación sorprendente por su claridad:

(pincha sobre el gráfico para ampliar la imagen)

Como podéis observar en la gráfica, al cruzar la valoración de los principales lideres políticos con el nivel de estudios de los encuestados, comprobamos que en los tres existe una clara correlación. La diferencia estriba en que mientras  que para Zapatero y Rajoy la correlación es negativa (Cuando aumenta el nivel de estudios, baja su valoración) para Cayo Lara es positiva  (cuando aumenta el nivel de estudios, aumenta su valoración ).  De esta forma la gente sin estudios es la que da una valoración más alta a Zapatero y Rajoy, y más baja a Cayo Lara, mientras que los encuestados con estudios universitarios son los que otorgan una valoración más baja a los lideres de PP y PSOE y más alta al de IU.

Si despersonalizamos el tema, y cruzamos el nivel de estudios con la identificación con partidos en vez de con sus lideres, vemos que la tendencia es parecida

(pincha sobre el gráfico  para ampliar la imagen)

Aquí vemos como, si bien entre la gente sin estudios existe una diferencia abismal en la identificación con IU respecto a los otros dos partidos ( se sienten identificados con IU el 0,5% , con el PP el 26,7% y con el PSOE el 31,8% ), entre los que tienen estudios universitarios superiores los tres partidos se encuentran en un arco de tan solo ocho puntos (la identificación con IU sube al 10,4 mientras que la del PSOE baja al 17,5 y la del PP al 18,6)

Pese a que las gráficas nos muestren unas tendencias muy claras habría que matizar algunas cosas: En primer lugar que algunas de las submuestras que ha hecho el CIS para elaborar estos resultados no son suficientemente grandes como para extrapolar alegremente los resultados a toda la población,  aunque si comparamos la secuencia de datos de los últimos años todo parece indicar que la tendencia existiría, si bien de forma más difusa. Por otro lado hay que resaltar que pueden existir terceras variables que influyan sobre los resultados (para no caer en el Cum hoc ergo propter hoc o como leches se escriba) por ejemplo, seguramente la edad es fundamental para explicar la valoración extremadamente baja que realiza la gente sin estudios de IU. Me explico, IU nunca se ha comido nada entre los mayores de 65 años y esa categoría esta formada en casi el 80% por gente de esa edad.

Otra variable importante para entender estos datos sería la de  “interés por la política”. La tendencia es que la gente con menor nivel de estudios está menos interesada por la política y se informa menos sobre ella, por lo que su conocimiento se basa en los ecos que le llegan de los mass media, y como sabemos que los mass media son agentes activos en la imposición del bipartidismo es normal que cuando baja el nivel de estudios, la gente no se identifique con partidos que apenas oyen nombrar.

Yo me conformo con estas reflexiones, para otras más malignas os dejo a vosotros los comentarios :b


El Sociólogo Irreverente /