Frobles / Wikimedia •  Redacción •  Actualidad • 28/06/2020

Ecologistas Extremadura manifiesta su preocupación ante las dos paradas de emergencia registradas en la Central Nuclear de Almaraz

Los sistemas de seguridad de la Central Nuclear generaron dos detenciones de emergencia, el día 23 y ayer 27 de junio.

Ecologistas Extremadura manifiesta su preocupación ante las dos paradas de emergencia registradas en la Central Nuclear de Almaraz

Desde la asociación Ecologistas Extremadura han manifestado su preocupación por dos paradas no programadas en menos de una semana entre los reactores I y II de la Central Nuclear de Almaraz que están generando preocupación en varias comarcas de Cáceres y han confirmado los peores temores de esta organización.

Según comunicó el Consejo de Seguridad Nuclear, la central nuclear de Almaraz, que en 2013 superó su vida útil prevista en su inauguración en 1973, ha sufrido dos paradas imprevistas esta semana. El martes 23 el reactor de la central realizó una parada automática como consecuencia del disparo de la turbina originada por la por la actuación de la protección eléctrica del alternador principal, tras el proceso de recarga. Ayer, cuatro días después del primer incidente, a las 3:33 de la madrugada, se produjo la parada automática del reactor de la Unidad II por la actuación del sistema de seguridad de la planta.

Los dos acontecimientos han despertado la inquietud en la asociación Ecologistas Extremadura, que ya había manifestado su malestar por la gestión de la central que está realizando la empresa privada concesionaria de la central. En este sentido piden al presidente de Gobierno y a la Ministra para la Transición Ecológica que no concedan una nueva licencia de explotación para la Central Nuclear de Almaraz por cuatro motivos fundamentales: El grave riesgo que supone mantener en funcionamiento una instalación de estas características más allá de los 40 años para los que fue diseñada. La poca garantía de suministro energético que ofrece esta central nuclear, como afirman que evidencian estas dos paradas no programadas y los largos procesos de recargas, con múltiples revisiones, a que tienen que someterse periódicamente. Y el mayor coste económico para los usuarios que tienen que pagar por esta energía de origen nuclear más que por las energías producidas de fuentes renovables.

Por todo ello piden al gobierno que inicie de verdad la transición ecológica, no cediendo a las presiones e intereses de empresas controlados por accionistas mayoritarios extranjeros, como ENDESA que según informaciones aparecidas en varios medios ha sido la empresa que más ha presionado para que la Central Nuclear siga funcionando, pese a que la mayoría de la población extremeña preferiría que se cerrara y dejara de ser una amenaza a la seguridad. Según apuntan, las oportunidades de desarrollo que tienen las energías renovables, desde esta asociación reiteran que su apuesta es el ahorro, la eficiencia, el autoconsumo y la producción descentralizada, justo el modelo contrario a esta central nuclear, y auguran que esto permitirá un mayor reparto de la riqueza y oportunidad para más localidades, empresas, cooperativas y ciudadanos emprendedores.

Desde esta Asociación aconsejan a las empresas propietarias de la Central Nuclear Iberdrola, Endesa y Naturgy que mediten su decisión, ya que además de que el actual coste del Kilovatio pone en duda su rentabilidad, cada vez más ciudadanos están dando la espalda a las empresas suministradoras que emplean energías contaminantes, e incluso planteándose recurrir al autoconsumo, que en las condiciones actuales se puede amortizar en pocos años, pudiendo ser, afirman un ahorro considerable para las familias españolas


Almaraz /  energía nuclear /  Frobles / Wikimedia /  Redacción /  Seguridad /