José A. Amesty R. •  Opinión • 09/10/2020

Ley Antibloqueo de Venezuela: Contra Bloqueo de EEUU

El pasado martes 29 de septiembre del año en curso, el presidente Nicolás Maduro Moros, entregó a la Asamblea Nacional Constituyente venezolana ANC, para su debate, el Proyecto de Ley Constituyente Antibloqueo.

Esta Propuesta de Ley Constitucional, desde ese mismo momento, su texto ha generado en varios sectores del país, temores, discusiones, análisis, posturas, aceptación, críticas, elogios, y rechazo, entre otras, así como desde los ámbitos políticos, petroleros, de los medios, desde los partidos políticos opositores y afectos al gobierno, de la sociedad en general, y desde las esferas internacionales, entre otros.

Algunos de los pronunciamientos vienen, por ejemplo del Partido Comunista de Venezuela PCV, quien señala que la Ley Antibloqueo “profundizará la crisis en Venezuela”, “se persigue hacer efectiva la entrega de la industria petrolera”, “un retroceso que profundizará las vulnerabilidades económicas del país”.
Así mismo, la vicepresidenta del Partido Movimiento al Socialismo MAS, ha afirmado que la Ley Antibloqueo “no está establecida en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela” y enfatiza que “es una copia fiel y exacta al modelo cubano” y que “es inaceptable que la ANC intente legislar una norma supraconstitucional de forma ilegal”.
Algunos “expertos” señalan que la Ley afecta aún más la economía venezolana, y acentúa la noción de un creciente autoritarismo, ya que otorga poderes excepcionales al presidente Nicolás Maduro.

Desde este artículo deseamos, ante tanta información de la Ley, tratar de organizar y poner en claro, lo entregado por el presidente Nicolás Maduro.

1. Justificación de la Ley Antibloqueo

Durante su discurso en la sede de la ANC, el presidente Nicolás Maduro denunció los efectos de la guerra económica de EE.UU contra la Nación señalando que “es una guerra no declarada, invisible, cuyos efectos no vemos pero sentimos en la vida, en el trabajo en la conciencia. Es una guerra multiforme y como toda guerra, cruel e inhumana”.
Denunció que, “en cinco años el bloqueo ha cortado el financiamiento al país, y ha generado pérdidas en un 99 por ciento en el volumen de ingreso de divisas. “Pasamos de 56.000 millones de dólares a menos de 400 millones de dólares el año pasado”.

«En cinco años el bloqueo logró cortar de un tajo el financiamiento al país, impidiendo que el Estado disponga de las divisas para adquirir los alimentos, las medicinas, los insumos y materias primas esenciales de la actividad económica», recalcó el presidente.
Asimismo, acotó que el bloqueo económico, financiero y comercial que se ejecuta contra el país desde el año 2015 «es la materialización en el campo de la economía de esta política de guerra. Su objetivo es asfixiar la economía hasta implosionarla y generar una crisis».
Igualmente, dijo que el Bloqueo constituye el segundo gran objetivo de una cruzada contra Venezuela que pretende saquear las riquezas del país, «recursos que son propiedad exclusiva del pueblo venezolano».
Además, refirió que las órdenes ejecutivas de Donald Trump impidieron que la empresa Petróleos de Venezuela S.A (PDVSA) lograse financiarse en los mercados, mermando su capacidad de inversión y de producción. “Entre 2014 y 2019 la producción petrolera de Venezuela cayó el 66,5 por ciento”.
“La abrupta caída de los ingresos externos deterioró los equilibrios macroeconómicos, afectando todos sus indicadores. Se destacó un implacable ataque al símbolo monetario, todo ello derivó en grandes consecuencias para la economía real”.
«El imperio estadounidense jamás ha tolerado que en Venezuela exista un Estado Social de Derecho y de Justicia, una Democracia verdaderamente Popular y Participativa», denunció el mandatario.
Podemos resumir los efectos del Bloqueo contra Venezuela en cinco grandes áreas vitales e importantes para la Nación bolivariana:
Desde el año 2015 la hostilidad de EE.UU. contra Venezuela se ha recrudecido, lo que repercute en el acceso de la nación bolivariana a recursos de diversa índole.
El bloqueo estadounidense, arreciado por la administración del presidente de EE.UU. Donald Trump, impacta directamente en la vida de millones de pobladores de la República Bolivariana. Salud, educación, alimentación, entre otras esferas se encuentran entre las más afectadas por esta política, denunciada en múltiples ocasiones frente a los organismos internacionales.
Esta política ilegal incluye una serie de medidas orientadas a asfixiar la economía del Gobierno venezolano. También intenta generar crisis con la aplicación de medidas extraterritoriales que inciden en la soberanía de los pueblos.
Entonces, ¿qué otras consecuencias tienen estas medidas para el pueblo de Venezuela?

Insumos Médicos
En el contexto de la Covid-19 los efectos del bloqueo se han hecho más graves. El Gobierno garantiza el acceso a la salud mientras debe sortear sanciones que los alejan de acceder a fondos para la compra de insumos médicos.
De acuerdo con el informe presentado por Venezuela ante la ONU este año sobre las incidencias de esta política unilateral, las sanciones impiden importar medicinas que no se hacen en el país ni la materia prima para producirla.
Sin embargo, la situación sanitaria mundial no es un caso novedoso en la historia de presiones a Caracas. El 7 de septiembre de 2017, el presidente Nicolás Maduro denunció ante la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) el congelamiento en un puerto internacional de un cargamento con más de 300.000 dosis de insulina.
Por otro lado, las sanciones sabotearon la transacción de 4.851.252 euros necesarios para atender a 26 pacientes venezolanos que se encontraban en Italia en 2019, quienes esperaban trasplantes de médula ósea.
Este año, La Comisión Nacional de Derechos Humanos en Venezuela, publicó el documento de la Fundación Latinoamericana por los Derechos Humanos y el Desarrollo Social (Fundalatin) en donde se detalla los diferentes casos de infantes que solicitan de emergencia el adecuado tratamiento que tenía fecha de cese para el 30 de julio. Desde esa fecha, los niños no recibirían tratamiento por cuenta del bloqueo estadounidense.

Alimentos
El constituyente Braulio Álvarez afirmó a finales de 2019 que el bloqueo criminal de Estados Unidos, afectó la producción agrícola del país, por ello, entre 2008 y 2019, 6.000.000 de hectáreas debieron producir entre 24 y 30 millones de toneladas de rubros, pero se redujo 50 por ciento. Esta reducción tuvo su origen en el robo de la empresa Monómeros por parte del Gobierno de Colombia, amparado por las políticas estadounidenses.
Las sanciones también impiden importar alimentos e incluso desarrollar la industria agroalimentaria, ante el bloqueo para adquirir nuevos insumos y equipos.
Por ejemplo, los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP), sufrieron en 2019 un retraso de 40 días extra por cuenta de los bloqueos navieros de EE.UU.
Anteriormente, en 2016, Venezuela había denunciado que bancos congelaron el pago en moneda extranjera a proveedores internacionales para impedir el ingreso de barcos contenedores de alimentos, mientras el New York Times anunció que Trump estaba valorando imponer medidas que afectaran la distribución de los CLAP.
Educación, Deporte y Cultura
Las sanciones afectan la educación e investigación del país, debido a que no es posible adquirir equipos para las ciencias básicas o libros y otras bibliografías que se producen fuera de Venezuela.
Asimismo, el deporte se ve afectado porque la nación suramericana no puede importar equipos e implementos deportivos. Mientras que los bloqueos de pagos internacionales amenazan con no poder trasladar a los atletas a competencias mundiales.
Entre los ejemplos, destaca el de 2017, cuando un banco internacional impidió la transferencia de los recursos por más de un millón y medio de dólares para cancelar pasajes de avión, alojamiento y otros conceptos. En esa oportunidad, el Gobierno venezolano entregó aviones estatales para el traslado.
Combustible
La guerra de EE.UU. contra Venezuela tiene un objetivo principal, según indican analistas: hacerse de los recursos con que cuenta la nación, principalmente el combustible. En ese sentido, el bloqueo ha influido enormemente, principalmente durante la Covid-19.
En abril pasado el vicepresidente de Economía de Venezuela, Tareck El Aissami, denunció un bloqueo naval que fue el desencadenante de una crisis de abastecimiento en el país. De acuerdo con el funcionario, las políticas de EE.UU. impiden el suministro de los aditivos químicos, insumos y repuestos necesarios para el proceso de producción del combustible que es distribuido en todo el territorio venezolano.
El portavoz aseguró las agresiones de Washington contra la industria petrolera constituyen graves violaciones a los derechos humanos del pueblo venezolano y que se convierten, por tanto, en crímenes de lesa humanidad contrarios al derecho internacional y a las Naciones Unidas.
Asimismo, en febrero de 2019 el gobierno de EE.UU. incautó la empresa CITGO Petroleum Corporation, la compañía petrolera con sede en Houston propiedad de PDVSA por un valor de más de 5.200.000.000 de dólares en activos netos.
Además, ha sancionado a funcionarios y ha abierto una guerra contra PDVSA, en aras de afectar uno de los mayores rubros económicos de la nación.

Recursos Financieros
Un reporte entregado en abril de este año ante la ONU, daba cuenta de que los recursos financieros bloqueados hasta ese momento sumaban un total de 9.000.000.000 de dólares.
En el historial se encuentra que desde mayo de 2017 la institución financiera británica Barclays Bank PLC congeló más de 121.000.000 de dólares de una cuenta del Banco Central de Venezuela, bajo el pretexto de cumplir con las regulaciones de la Oficina de Control de Activos Extranjeros de los Estados Unidos (OFAC).
En 2019, la institución financiera portuguesa Novo Banco congeló más de 1.700.000.000 de dólares de una cuenta del Banco de Desarrollo Económico y Social de Venezuela BANDES, con el mismo argumento. Asimismo, más de 34.000.000 de dólares quedaron sin movimiento de acuerdo a las disposiciones de la financiera Euroclear, con sede en Bélgica. Esto afectó directamente al propio BANDES.
Por su parte, el Banco de Inglaterra confiscó más de 1.700.000.000 millones de dólares del Banco Central de Venezuela, tras consultas con el Secretario de Relaciones Exteriores del Reino Unido.
Durante 2020 el City Bank con sede en Nueva York, ha congelado más de 342.000.000 de dólares de una cuenta del Banco Central de Venezuela, asegurando que debían cumplir con la OFAC. Alemania también aplicó la confiscación de cuenta bancarias propiedades de instituciones del Estado venezolano con depósitos de más de 38.000.000 de dólares.

2. En este sentido entonces, ¿Qué es la Ley Antibloqueo y qué Busca?

* Es una Propuesta Novedosa que busca el Desarrollo Nacional y la Garantía de los Derechos Humanos.
* Como se señala en su mismo texto: esta normativa se propone como objeto, lo que se contiene en su artículo N° 1: “establecer un marco normativo especial y temporal que provea al Poder Público venezolano de herramientas jurídicas para contrarrestar, mitigar y reducir, de manera efectiva, urgente y necesaria, los efectos nocivos generados por la imposición, contra la República Bolivariana de Venezuela y su población, de medidas restrictivas o punitivas, emanadas o dictadas por otro Estado o grupo de Estados”.
* Busca dar respuesta y lidiar con una situación atípica para la Nación, como lo es la aplicación de Medidas Coercitivas Unilaterales por parte de EEUU, es decir, con los efectos de estas medidas, mas no sus causas. El campo de operación es fundamentalmente el económico, que es a donde se expresan las consecuencias.
En general, la Ley Antibloqueo se plantea crear una nueva estrategia desde el Estado venezolano, con el fin de responder a la política del bloqueo. Ya no se trata sólo de la denuncia, que debe llevarse a cabo ante las máximas instituciones multilaterales, como la Corte Penal Internacional: también se hace primordial “defender el patrimonio de los venezolanos”. Así mimo, en su discurso, Maduro indicó que todos los países bloqueados y asediados por “sanciones” de parte de Washington han trazado una ruta propia, jurídica y política, para sobrellevar los adversos escenarios económicos, esta Ley Antibloqueo se propone seguir por la misma senda bajo los siguientes parámetros:
La Protección de los activos internos y externos “de la amenaza de confiscación, robo y saqueo por parte de gobiernos extranjeros o empresas alineadas al bloqueo, mediante una gestión eficiente de los mismos” es una prioridad debido a la ingente cantidad de recursos que ya de por sí han sido arrebatados al Estado y, por tanto, a la población venezolana.
La Realización de alianzas o asociaciones con sectores productivos y empresas dentro y fuera de Venezuela, con el objetivo de desarrollar sectores económicos o negocios en áreas estratégicas como hidrocarburos, minería, producción industrial, producción agrícola y servicios, es un factor importante de la producción nacional en la Ley Antibloqueo.
El Diseño de los “mecanismos temporales para acelerar la gestión de sectores económicos, atraer inversiones productivas a gran escala y mejorar el ingreso nacional, flexibilizando, por ejemplo, la participación accionaria del Estado en empresas mixtas”, es una propuesta que colinda con la agenda económica del gobierno venezolano, en la que se ha planteado asimismo una profundización de las relaciones financieras con China y Rusia, dos poderes internacionales ascendentes.
La Gestión Eficiente de los activos y los pasivos del Estado “a fin de aumentar los ingresos de la nación”, se relaciona con los dos puntos anteriores.
Con Esta Herramienta Jurídica se propone “crear marcos de incentivos laborales y tributarios, y fortalecer la estabilidad jurídica para el desarrollo de sectores o áreas productivas específicas”, teniendo en cuenta la migración de trabajadores calificados a otros países, la llamada “fuga de cerebros”, por la pulverización de los salarios.

3. Beneficios de la Ley Antibloqueo

La Ley Antibloqueo asegura que los Recursos que se generen estarán destinados a:
1. Desarrollar Sistemas Compensatorios del Salario de los Trabajadores.
2. Financiar el Sistema de Protección Social.
3. Recuperar la Capacidad de Proveer Servicios Públicos de Calidad.
4. Impulsar la Capacidad Productiva Nacional, especialmente en las Industrias Estratégicas.
5. De igual forma, Recuperar, Mantener y Ampliar la Infraestructura Pública.
6. Se habla igualmente de Aplicar “mecanismos financieros para restituir progresivamente el valor de las prestaciones sociales, beneficios acumulados y ahorros obtenidos por los trabajadores”.
En síntesis, la Ley Antibloqueo debe dar respuesta desde el punto de vista estratégico a todas las sanciones impuestas por EE.UU.
Y la ANC, juzgó sobre la pertinencia de la Ley, para el Proyecto Socialista, Nacionalista y antiimperialista emprendido por Hugo Rafael Chávez Frías, y ratificado en más de una veintena de consultas electorales por las mayorías populares.


Opinión /