La Tienda Republicana

Intervención de Teresa Rodríguez en el pleno de investidura de la Junta de Andalucía

La líder de Adelante Andalucía, Teresa Rodríguez, ha acusado al candidato a la Presidencia de la Junta, Juanma Moreno, de devaluar la autonomía andaluza con un gobierno "tripartito y franquicia" diseñado en Madrid y tutelado por Pablo Casado, Albert Rivera y Santiago Abascal. En su primera intervención, Rodríguez ha avanzado su rotundo rechazo a apoyar la investidura del dirigente del PP, al que ha reprochado que esté "entregado a la extrema derecha", en alusión a Vox.

"Van a constituir un gobierno franquicia, que convierte a la autonomía en región, tutelado desde Madrid, un gobierno de los ricos, de las finanzas, de las constructoras, banqueros y terratenientes, que va gobernar para la minoría de esta tierra", ha sostenido Teresa Rodríguez.

Rodríguez se ha mostrado convencida de que el futuro gobierno andaluz de coalición está tutelado por los dirigentes nacionales de los partidos que han participado en sus acuerdos (por Casado, Rivera y Abascal). El "tripartito", ha señalado, le está «dando patadas en el lomo» a la autonomía al considerarla una región y negar que "somos" una realidad histórica "conquistada", de lo que ha deducido que Moreno no ocupara el puesto de presidente sino de gobernador civil.

PP, Ciudadanos y Vox defienden un «patriotismo de hojalata» que pretende robar a la comunidad la autoestima y el acerbo ideológico, lo que su partido -ha advertido- no va a consentir. La portavoz de Adelante ha denunciado el negacionismo del PP, Ciudadanos y Vox sobre la violencia de género y la memoria histórica y ha criticado la influencia del ideario ideológico de Vox y de su líder Santiago Abascal, al que definió en varias ocasiones como el "niño de la pistola que ha trabajó en un chiringuito de Esperanza Aguirre" en la Comunidad de Madrid.

"Ustedes va a gobernar para los ricos", ha apostillado la dirigente de Podemos y se ha opuesto a la eliminación del impuesto de sucesiones y patrimonio que prevé Moreno al esgrimir que solo "bajan los impuestos a sus clientes electorales".

Según los cálculos de Adelante Andalucía, la eliminación de estos dos impuestos supondrá una merma de 200 millones para las arcas públicas andaluzas y pronostica recortes, copagos y privatizaciones con la política fiscal del próximo ejecutivo. Rodríguez ha avisado, en este sentido, que esta cantidad es superior a lo que actualmente se destina a la renta mínima de inserción contra la pobreza y la exclusión social.

Además de censurar al dirigente del PP que quiera «desprenderse» de las competencias de educación y sanidad, ha criticado ausencias en su discurso sobre igualdad, pobreza infantil, inmigración o medio ambiente.

Sobre sus propuestas de regeneración democrática, ha indicado que el «PP hablándole de corrupción al PSOE es como lo de la sartén le dijo al cazo».