La Tienda Republicana

Opinión

El viejo amante y la joven doncella

Si el gran Ionesco levantara la cabeza aquí y ahora, en la mismísima España, a buen seguro su enorme talento como dramaturgo sacaría un inmenso partido de los tiempos absurdos que estamos viviendo. Discursos huecos, palabras sin sentido, ideas mediocres, hechos insustanciales, personajes de barro que pasan por caballeros nobles y mujeres de hierro que quieren ser hombres de Estado.

 

Sin superar el régimen del 78 no habrá cambio, sin recuperar la conciencia de clase no podremos superar el régimen del 78

Son tiempos confusos, sin duda nos encontramos ante el fin de un ciclo, nos encontramos con una crisis sistémica diferente a otras provocadas por el capitalismo, esta es también una crisis de sobreproducción y de escasez de recursos energéticos donde se producen grandes choques entre potencias por el control geopolítico del mundo y sus recursos. 

 

Páginas

Suscribirse a Opinión