Gobierno de Venezuela denuncia agresión del diario español ABC

Captura de pantalla de la noticia de ABC denunciada

Madrid 30 de noviembre de 2018

Señores diario ABC

Reino de España

Sr. Director Bieito Rubido Ramonde

ABC lo ha vuelto a hacer. En su obsesión editorial anti venezolana y anti cubana, ABC ha incurrido nuevamente en un acto de agresión informativa. Esta vez ha recurrido al inefable activista anti ruso David Alandete quien, citando a Luis Almagro, afirma -sin que la curiosidad periodística lo induzca en ningún momento a buscar alguna prueba- que en Venezuela “se tortura” y que hay “46.000 torturadores cubanos”.

Cuando se trata de mentir al público español, ABC es una estrella de la delantera y se queda siempre con los tres puntos. En la ida y en la vuelta.

Tras su fracasado paso por el diario El País, Alandete ha fichado con ABC, diario franquista que – como sabe el lector de periódicos- es la casa matriz de las fakenews en España. A diario, de manera contumaz, y haciendo gala de un poco refinado “caretablismo”, neologismo que en Venezuela significa “caradura”, este periódico se dedica a montar falsas noticias contra nuestro país, sin que importe el mínimo rigor ético y periodístico.

En este caso, nuevamente, sus fuentes son tan dudosas como la calidad de sus textos. Tamara Sujo es una conocida conspiradora, mencionada en varias investigaciones judiciales sobre violencia política y planes de golpes en Venezuela. El Instituto Casla, una mediocre franquicia estadounidense, plataforma de lobby ultraconservador que sirve para canalizar dinero hacia los sectores violentos de la derecha venezolana. Y por supuesto, no podía faltar en el infame coro la descalificada voz del mercenario político instalado en la Secretaría General de la OEA.

Como sus fuentes, ABC no puede probar lo que no existe y por eso se ancla en el manido recurso de juntar una declaración, múltiples adjetivos, y escandalosas e imaginarias acusaciones. Construye una historia inexistente sin hacer siquiera el esfuerzo literario por adornar la mentira. La profusión de falsas e indemostrables estadísticas se redondea con una precaria denuncia que no ha sido realizada ante ninguna instancia judicial en Venezuela ni consta en ningún expediente. Pero eso no importa cuando se trata de dañar a un país. Y ente caso, a dos.

Venezuela es una nación donde no se practica ninguna forma tortura, un país en el que se garantiza de forma plena el ejercicio de los derechos humanos y es el país de América Latina que más ha avanzado en la dignificación y transformación profunda de su sistema penitenciario. La tradición humanista de Venezuela no está en duda, ha sido reconocida en innumerables ocasiones por las Naciones Unidas y diversos organismos multilaterales, y no es una infame campaña de falsas noticias lo que puede cambiar esta realidad.

La nota en cuestión la consideramos, pues, un nuevo acto reflejo, de desprecio a la inteligencia de los lectores españoles por parte de ABC, anclado en ese irrefrenable deseo por cumplir su rol de tribunal inquisidor de Venezuela.

Por eso, aunque no abrigamos ninguna esperanza de que esta réplica sea respetada por un diario donde la ética brilla por su ausencia, sí dejamos constancia mediante la presente comunicación, del atropello, el abuso y la vulneración de los derechos de nuestro país, de sus autoridades y de su pueblo. Acción vil que se materializa cuando se publican, con aviesa intención, estos infamantes libelos.

Queremos así –en nombre de nuestro país- expresar el más absoluto y completo repudio a la condenable nota de ABC del pasado 28 de noviembre.

Algún día la verdad cobrará a las corporaciones mediáticas tantos delitos intelectuales y tanto odio inútil contra un país. Nuestro pueblo vencerá.

Atentamente,

Mario Isea Bohórquez

Embajador de la República Bolivariana de Venezuela ante el Reino de España

La opinión del autor no coincide necesariamente con la de TerceraInformación