La Tienda Republicana

Bangladesh acude a las elecciones sumida en la violencia política

30/12/2018

Bangladesh ha celebrado hoy sus elecciones generales sumida en la violencia política y los enfrentamientos entre la Liga Awami, el partido actualmente en el gobierno de la primera ministra Sheikh Hasina, y el opositor Partido Nacionalista de Bangladesh, que en 2014 boicoteó las elecciones ante las acusaciones de persecución política e ilegitimidad del partido gobernante. A pesar del despliegue de más de 600.000 efectivos policiales y militares, los enfrentamiento e incidentes violentos han causado al menos 12 muertos a lo largo de la jornada electoral.

Los principales incidentes se han recogido en el interior del país mientran en Daca la jornada transcurría con relativa normalidad / Kalerkantho

Los colegios electorales han comenzado a abrir a las 8 de la mañana para que los casi 104 millones de votantes llamados a las urnas escojan el futuro gobierno de Bangladesh. La votación de hoy ha supuesto la conclusión de una campaña electoral que ha sumido al país asiático en  la violencia y a pesar de los espectaculares despliegues de fuerzas de seguridad durante toda la campaña y en el día de hoy, se han registrado numerosos incidentes violentos, con la confirmación de al menos 12 muertos en todo el país.

El despliegue de fuerzas de seguridad y militares tampoco supone una garantía para el cese de epidosios violentos. En realidad, todo lo contrario. El gobierno de Sheikh Hasina, actual primera ministra del país, ha recibido numerosas acusaciones de emplear a las fuerzas de seguridad y el ejército para perseguir a sus opositores políticos. La pasada semana el Partido Nacionalista de Bangladesh

Antes de la apertura de las urnas, unas 40.000 situadas en 299 circunscripciones, un miembro de la formación gobernante Liga Awami falleció en un choque con seguidores del opositor Partido Nacionalista de Bangladesh (BNP) y el islamista Jamaat-e-Islami, informó Mohammad Niamutullah, jefe de la policía en la ciudad sureña de Patia. "Fue atacado con piedras. Murió camino al hospital", dijo el portavoz policial a Afp. El BNP afirma que ocho de sus seguidores han muerto durante la campaña electoral, a los que se suman las víctimas de la violencia registrada hoy.

Según los encuestadores, Sheikh Hasina, cuyo padre. Sheikh Mujibur Rahman, fue el primer presidente de Bangladesh, parece estar listo para obtener fácilmente su tercer mandato consecutivo, de cinco años. Lo obtuvo por primera vez en 2008.

En el distrito sureño de Lakshmipur, las autoridades encontraron hoy un cuerpo sin vida con heridas de bala tras un enfrentamiento entre activistas políticos, dijo a Efe el jefe de Policía de Chandraganj, Abul Kalam Azad. "La víctima presentaba heridas de bala en la pierna, aunque aún no estamos seguros de si pertenecía a algún partido político en particular", dijo. Las autoridades ordenaron a los operadores de telefonía móvil del país suspender los servicios 3G y 4G hasta la medianoche del domingo "para evitar la propagación de rumores" que podrían desencadenar disturbios.

Los centros electorales permanecerán abiertos hasta las 16.00 hora local (10.00 GMT), y tras su cierre se espera que comience el recuento inmediatamente. Los votantes deben elegir un total de 1.861 candidatos, de los que 128 se presentan de forma independiente, que determinarán quién gobernará la nación asiática durante los próximos cinco años.

Desde el pasado 24 de diciembre, las autoridades han desplegado más de 600.000 efectivos del Ejército, la Marina y la guardia fronteriza, así como la Policía, según datos de la Comisión Electoral. La actual primera ministra y líder de la Liga Awami, Sheikh Hasina, aparece como la favorita para ganar los comicios y repetir mandato por tercera vez consecutiva desde que accedió al poder en 2009.

La otra formación con posibilidades de obtener el mayor número de votos es el opositor BNP, de la ex primera ministra bangladesí Khaleda Zía, encarcelada tras ser condenada a 17 años por corrupción. La oposición se queja de que quince mil de sus seguidores han sido detenidos durante la semana de campaña electoral, así como 17 candidatos, mientras otros tantos fueron descalificados. Organizaciones internacionales de derechos humanos denuncian una campaña para impedir votar a los simpatizantes de la oposición. "Esta no es (a) una elección libre y justa. Es más una selección controlada", dijo un diplomático occidental que ha estado monitoreando la campaña y que pidió a Afp no ser identificado.

Tras el cierre de las urnas, queda pendiente el anuncio de los resultados en mitad de duras acusaciones de fraude electoral y de violación sistemática de los derechos humanos en el país.