La Tienda Republicana

Marina Albiol critica la hipocresía del PSOE al apoyar los visados humanitarios y promover al tiempo normas que condicionan su expedición a las deportaciones

"No se puede instar a la Comisión a que ponga en marcha la expedición de visados humanitarios bajo pretexto de reducir las muertes de aquellas personas que tratan de llegar a la UE y, al mismo tiempo, contribuir al blindaje de de la Europa fortaleza dando por buenas las normas de excepcionalidad que se aplicarán a esos visados. El Gobierno de Pedro Sánchez está aplicando las mismas políticas que el de Rajoy", dice la eurodiputada de Izquierda Unida.

Albiol, en un acto reciente sobre migraciones: "en cuanto a política migratoria en el Parlamento Europeo no hay diferencias entre socialdemócratas, conservadores y liberales"

La eurodiputada de Izquierda Unida Marina Albiol ha criticado “la demostración de hipocresía desplegada este martes por los eurodiputados del PSOE”, al haber promovido un texto que insta a la Comisión Europea a promover los visados humanitarios en origen y, al mismo tiempo, otro, de carácter legislativo, que supedita la expedición de esos mismos visados a que los países de origen acepten a todas las personas que deporte la Unión Europea.

“El PSOE ha hecho hoy una nueva demostración de hipocresía en materia migratoria con los dos textos aprobados esta mañana en Estrasburgo y cuyo promotor ha sido el eurodiputado López Aguilar. No se puede instar a la Comisión a que ponga en marcha la expedición de visados humanitarios bajo pretexto de reducir las muertes de aquellas personas que tratan de llegar a la UE y, al mismo tiempo, contribuir al blindaje de de la Europa fortaleza dando por buenas las normas de excepcionalidad que se aplicarán a esos visados”, ha recriminado.

Esta nueva regulación, aprobada con los votos de los socialistas españoles, contiene “elementos muy peligrosos”, como la “toma de datos biométricos”, que supone un avance “hacia la criminalización de las personas migrantes”. Sin embargo, “el más importante de ellos es la condicionalidad”. Lo que López Aguilar ha propuesto “es que la posibilidad de obtener o no un visado se condicione a que el Estado del que procede esa persona acepte las deportaciones de la UE o la imposición de políticas migratorias”. Es una decisión “que acaba con cualquier forma del derecho al libre movimiento”.

Estas políticas de condicionalidad, prosigue Albiol, “refuerzan el modelo neocolonial  por el que han apostado la mayor parte de los Estados miembros de la UE en la cumbre de Marrakech con la firma del Pacto Mundial por las Migraciones”. Un modelo que “impone sus políticas migratorias a los países del Sur, obliga a los países africanos a cerrar sus fronteras, y financia a fuerzas de seguridad en países como Sudán, donde las vulneraciones de los derechos humanos, está más que demostrada”.

Las autoridades europeas “dicen estar muy preocupadas por los derechos humanos, pero a la hora de la verdad, lo que hacen es poner en peligro a millones de personas al año con sus políticas migratorias”. Algo en lo que “el PSOE es un cómplice más”.

Lo aprobado hoy en el Parlamento Europeo “es la síntesis perfecta del Gobierno de Pedro Sánchez: de cara a la opinión pública se muestra muy sensible hacia las personas migrantes y refugiadas, pero sobre el papel está aplicando las mismas políticas que el Gobierno de Rajoy”.