La Tienda Republicana

Cuba: EEUU sabe que ‘ataques con armas de microondas’ no existen

04/09/2018

Cuba asegura que los supuestos ataques con armas de microondas a diplomáticos estadounidenses son imposibles de demostrar y que EE.UU. sabe que son falsos.

Carlos Fernández de Cossío, jefe de la Dirección general de Estados Unidos de la Cancillería de Cuba / ACN

“No ha existido ni ataque ni acto deliberado contra ninguno de sus diplomáticos y el Departamento de Estado lo sabe”, dijo Carlos Fernández de Cossío, jefe de la Dirección General de Estados Unidos de la Cancillería cubana, en una entrevista en exclusiva concedida el lunes al diario oficial Granma.

Esta afirmación se produce en reacción a un informe reciente del diario estadounidense The New York Times que hablaba de una “creciente sospecha” de que “los ataques con armas de microondas” son la causa de las misteriosas dolencias que, presuntamente, sufren más de tres docenas de diplomáticos y familiares estadounidenses en China y Cuba.

No obstante, el funcionario cubano recordó que en ningún momento las autoridades estadounidenses han permitido el acceso a las historias clínicas de los supuestos afectados ni han hecho referencia a padecimientos anteriores que pudieron haber tenido. Cossío añadió, asimismo, que ni siquiera la teoría de las posibles afectaciones provocadas por las armas de microondas respalda la multiplicidad y diversidad de síntomas que, conforme al Departamento estadounidense de Estado, han sufrido los presuntos afectados.

Además, recordó que Estados Unidos primero habló de ataques sónicos, luego de un virus y después de contusiones, pero que todas estas versiones se cayeron por sí solas, por lo que consideró que esta última explicación es una teoría “reciclada”.

Aseguró, también, que al igual que ha ocurrido con todas las teorías que se han ido manejando durante casi un año y la especulación infundada sobre estos temas, es extremadamente frágil lo que se sustenta en esta ocasión, “y esta se desmoronará por sí misma, como ha pasado hasta ahora”, según concluyó Cossío.

El Gobierno de EE.UU., presidido por Donald Trump, ha acusado en repetidas ocasiones al Gobierno cubano de estos ataques y, contraviniendo el acercamiento diplomático logrado en 2014 entre ambos países, endureció el bloqueo económico contra la mayor de la Antillas.

En este contexto, Washington ha reducido a un año el tiempo que pueden permanecer en la isla sus diplomáticos, un tiempo inusualmente corto que se suele aplicar a países peligrosos. La Habana, sin embargo, ha denunciado que EE.UU. trata de “fabricar un incidente” bilateral con la “manipulación política” de los supuestos “ataques” a sus diplomáticos.