La Tienda Republicana

GEAS Y ADEGA consideran "absurdo" y "anacrónico" la celebración de campeonatos de caza del zorro

01/02/2018

El Grupo de Estudo dos Animais Salvaxes y la Asociación para la Defensa Ecolóxica de Galiza rechazan los argumentos de Federación y entidades de caza para defender una matanza que consideran "indiscriminada" bajo la "falsa idea" de preservar las poblaciones de caza menor.

De este modo, se unen a los múltiples colectivos sociales y políticos que denuncian la celebración de la IX Copa de España de Caza del Zorro en los montes pontevedreses de A Estrada, Campo Lameiro, Cerdedo-Cotobade y Forcarei.

Las dos entidades consideran que "matar animales de forma indiscriminada, por divertimento, carece de ética y moralidad". Además han constatado que "existe una extensa bibliografía de estudios científicos a nivel muncial que demuestran que estas acciones no logran reducir las poblaciones a largo plazo si es que ese es realmente el objetivo", pues "la emininación de zorros no consigue recuperar poblaciones como la del conejo o la perdiz" pues "dicho declive viene dado por otros factores" como son la afección de enfermedades, la sobrecaza, las repoblaciones con animales de granja o los cambios en el hábitat, entre otros.

Los campeonatos de caza del zorro, para GEAS y ADEGA, "rompen con el compromiso de aplicar un modelo de práctica cinegética que resulte menos lesiva para la biodiversidad" tal y como propugna la "Carta Europea sobre la Caza y la Biodiversidad" adoptada en virtud del Convenio Europeo de Berna, pues este tipo de campeonatos no son coherentes con los principios rectores de "proteger, conservar, fomentar y aprovechar ordenadamente los recursos cinegéticos" de la Ley 13/2013, de 23 de diciembre, de caza de Galicia.

Para ambos colectivos "no se concibe que la Administración pueda apoyar y financiar con fondos públicos, así como atorgar las autorizaciones, para que dichos eventos puedan celebrarse". En este sentido -consideran- "su responsabilidad es máxima" teniendo en cuenta que "son unos campeonatos de dudosa legalidad y van contra el interés público general de "preservar y garantizar un bien como es el medio ambiente".

Porque para GEAS y ADEGA en este momento "se precisa de un mayor control y vigilancia de la práctica cinegética" pues "no puede continuar asentada entre la Administración la permisividad y tolerencia de los contínuos excesos y abusos de las malas prácticas de caza que algunos, dentro del colectivo, ejercen impunemente".