La SGHN pide la anulación de la DIA favorable al proyecto de Gas Natural Fenosa para la Central Hidráulica Reversible Conchas-Salas

15/08/2017

La Sociedade Galega de Historia Natural considera un "penoso ejemplo de total inutilidad" el trámite de evaluación ambiental en el que la Secretaría de Estado de Medio Ambiente dió por buenas las respuestas de la compañía "pese a que contradecían la propia información oficial del Plan Hidrológico de la Demarcación Hidrográfica Miño-Sil y los resultados de la simulación informática hecha por la propia empresa".

Proliferación de cianobacterias tóxicas en el embalse de As Conchas (Ourense) / youtube.es
Tal como indicó en un escrito remitido a Secretario de Estado de Medio Ambiente el pasado 4 de agosto, la SGHN considera que las respuestas de la empresa sobre la calidad de las aguas en los embalses de As Conchas y Salas "faltan a la verdad" pues la compañía "incumplió a sabiendas" los requisitos básicos del programa informático que empleó para simular la evolución de la calidad de las aguas del embalse de Salas después de la puesta en marcha de la CHR Conchas-Salas.
 
Para la entidad conservacionista, "en contra de lo indicado por Gas Natural Fenosa", existe un riesgo potencial de que una parte de las cianobacterias Microcystis aeruginosa bombeadas desde el embalse ourensano de As Conchas, con picos de hasta 45.000 millones por segundo, lleguen vivas al embalse de Salas y lo acaben contaminando sin remedio ante la posibilidad real de liberar los elementos de alta toxicidad que contienen, hasta 100 veces más venenosos que el cianuro.
 
Por otra parte, para la SHGN, las justificaciones de Gas Natural Fenosa para no instalar dispositivos de paso para peces en los dos embalses y para no soterrar el tendido eléctrico "se basan sólo en las propias afirmaciones interesadas de la empresa y no en información transparente, seria y rigurosa".
 
Además, según la entidad, la evaluación de impacto ambiental no se realizó conforme a lo establecido en la Directiva 2014/52/UE, al no haber evaluado correctamente los impactos del proyecto sobre el agua, la biodiversidad, los espacios naturales protegidos y el paisaje, y su autorización supone un "incumplimiento flagrante de la Directiva 2000/60/CE "al admitir la contaminación de las aguas limpias del embalse de Salas".
 
Por estos motivos, la SGHN ha pedido a la Secretaría de Estado de Medio Ambiente que anule la Resolución del 5 de mayo de 2017 por la que se formuló una declaración de impacto ambiental favorable al proyecto, que se revise la evaluación de impacto ambiental del proyecto teniendo en cuenta las publicaciones científicas y los restantes argumentos expuestos por la entidad y demás organismos consultados, y que se proceda a formular una nueva declaración de impacto ambiental del proyecto.