Redacción •  Galicia •  18/06/2021

Dos parques eólicos de Greenalia ponen en jaque la supervivencia de uno de los principales observatorios astronómicos de Galicia

Los proyectos Siroco (61,6 MW, 11 aerogeneradores) y Tramontana (72,8 MW, 13 aerogeneradores), de la empresa en la que recaló como alta directiva la exconselleira de Medio Ambiente de la Xunta de Galicia Beatriz Mato Otero, condicionan el estado del cielo nocturno desde el observatorio astronómico de Forcarei, denuncia Astrovigo.

Dos parques eólicos de Greenalia ponen en jaque la supervivencia de uno de los principales observatorios astronómicos de Galicia

El observatorio astronómico de Forcarei, puesto en marcha a través de la Fundación Ceo, Ciencia e Cultura en el año 2008, ha sido un lugar de observación celeste en el que se han realizado eventos como la observación de lluvias de meteoros durante las noches de verano, así como gran número de observaciones y fotografías objetos de cielo profundo y cometas.

Para la Asociación Astronómica de Vigo (Astrovigo), el proyecto de construcción de cuatro parques eólicos, entre los que destacan los proyectos Siroco y Tramontana (además de los planes industriales del Borreiro y Cabanelas), hacen «difícilmente viable su continuidad como observatorio», dado que «las turbulencias que provocan las corrientes de aire, alteradas por las gigantescas turbinas de los aerogeneradores» hacen que la calidad de la observación astronómica «se reduzca notablemente».

Astrovigo recuerda que para cualquier observatorio astronómico «es fundamental la transparencia y estabilidad del aire del entorno», razón por la que el enclave de la instalación fue cuidadosamente elegido. Sin embargo ahora, la instalación de unos 15 aerogeneradores cerca del recinto de 200 metros de altura en punta, algunos de los cuales se encuentran a menos de 800 metros, podrían arruinar para siempre la funcionalidad del telescopio al provocar una pantalla visual que haría imposible «la necesaria calidad de visión en determinadas direcciones», algo vital para poder realizar fotografía astronómica. Otro problema, además, para el colectivo «son las luces led que se colocan en lo alto de las torres y estaciones eléctricas con generación de destellos visuales, que también dificultan la realización de fotografías por la intromisión de luces parásitas».

UNA SITUACIÓN YA CONOCIDA EN LA COSTA DA MORTE

En 2018, fueron diversas entidades de la Costa da Morte las que advirtieron de las consecuencias que tendría la implantación del parque eólico Mouriños en el Alto da Fernandiña, punto culminante de la Serra do Gontón (Cabana de Bergantiños, A Coruña) considerado, junto con el Monte Neme, tradicional punto de observación astronómica de la zona, algo que pudo confirmarse con el deterioro irremediable de las condiciones tras la instalación del proyecto de Naturgy y la implantación del primero de los aerogeneradores, de 151 metros de altura en punta, tras volar parte de la cima con explosivos.

La instalación del parque eólico Mouriños (Naturgy) ha imposibilitado la observación astronómica en el Alto de A Fernandiña / Creative Commons

Como si de una broma pesada se tratase, José Muíño Domínguez, alcalde del PP en Cabana de Bergantiños, respaldado por el físico televisivo Jorge Mira Pérez y los diputados provinciales del BNG Xosé Regueira Varela (Cultura) y Xosé Luís Penas Corral (Patrimonio), organizaron y financiaron unas jornadas en el Centro Arqueológico del Dolmen de Dombate («A luz da Ciencia») en las que tras el desastre provocado por la instalación de aerogeneradores en esta serranía costera llegó a apostarse por la declaración del enclave como zona Starlight olvidando que la «Declaración sobre la Defensa del Cielo Nocturno y el Derecho a la Luz de las Estrellas» y la apuesta por el denominado «astroturismo» es incompatible con las luces parásitas que se desprenden de este tipo de instalaciones en período nocturno.

Jorge Mira Pérez (derecha), le sujeta el micro al alcalde del PP José Muíño Domínguez (izquierda) en la jornada sobre astronomía celebrada en el Centro Arqueológico del Dolmen de Dombate / DdC

Pese al aluvión de protestas y las numerosas alegaciones, el proyecto fue apoyado de forma reiterada por el regidor cabanés, que hasta llegó a financiar desde el ayuntamiento dos informes favorables al parque eólico. Su primo hermano, Manuel Muiño Espasandín, alcalde de Zas (BNG) y por aquel entonces diputado provincial, ni tan siquiera llegó a presentar ningún tipo de informe municipal al proyecto, pese a que le fueron requeridos en varias ocasiones por la Xunta de Galicia al ocupar la poligonal del parque eólico terrenos del término municipal. Finalmente, el plan de la compañía salió adelante con las consecuencias ya conocidas.

UN TIEMPO DE DIFICULTADES PARA LA OBSERVACIÓN ASTRONÓMICA

La Asociación Astronómica de Vigo considera ante este tipo de situaciones que «no corren buenos tiempos para la observación astronómica» pues «la noche tiene un valor que se está perdiendo» porque «la observación nocturna del firmamento es algo que se está volviendo cada vez más difícil». «Parece que se quiere acabar con ella» -sentencia la entidad-.


A luz da Ciencia /  A luz da Ciencia dende o Dolmen de Dombate /  Asociación Astronómica de Vigo /  Astronomía /  Astrovigo /  Ayuntamiento de Cabana de Bergantiños /  Beatriz Mato Otero /  Bloque Nacionalista Galego /  BNG /  Cabana de Bergantiños /  Ciencia e Cultura /  Concello de Cabana de Bergantiños /  Costa da Morte /  Deputación da Coruña /  Diputación de A Coruña /  Dolmen de Dombate /  Fundación Ceo /  Greenalia /  Greenalia Wind Power /  Jorge Mira Pérez /  Manuel Muíño Espasandín /  Monte Neme /  Naturgy /  Observatorio astronómico de Forcarei /  parque eólico Borreiro /  parque eólico Cabanelas /  parque eólico Mouriños /  parque eólico Siroco /  parque eólico Tramontana /  Partido Popular /  PP /  PPdeG /  Startlight /  Xosé Luís Penas Corral /  Xosé Regueira Varela /