Redacción •  Actualidad •  28/11/2021

El MITECO deniega a Berkeley la autorización de construcción de la planta de fabricación de concentrado de uranio de Retortillo

  • El Consejo de Seguridad Nuclear emitió un informe negativo que, de acuerdo con la Ley 15/1980, de creación de este organismo, es vinculante, impidiendo a la empresa minera instalar su planta.
El MITECO deniega a Berkeley la autorización de construcción de la planta de fabricación de concentrado de uranio de Retortillo

El Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO), ha informado a Berkeley Minera España S.L.U. de la denegación de la autorización de construcción de la planta de fabricación de concentrado de uranio que la compañía preveía ubicar en el municipio salmantino de Retortillo.

La resolución del MITECO se produce después de que el pasado 13 de julio el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) informara desfavorablemente sobre la solicitud presentada por Berkeley el 7 de septiembre de 2016. En su dictamen, el organismo explica que su valoración responde a la escasa fiabilidad y las elevadas incertidumbres de los análisis de seguridad de la instalación radiactiva en los aspectos geotécnicos e hidrológicos.

Habida cuenta de la naturaleza vinculante del informe del CSN, por tener carácter negativo respecto a la solicitud presentada por Berkeley, y una vez evacuado el trámite de audiencia a los interesados abierto el pasado 21 de julio, el MITECO ha denegado la autorización de construcción de la instalación nuclear.

Un proyecto controvertido

El proyecto de establecimiento de una mina de uranio en Berkeley ha despertado críticas y controversia desde su aprobación en 2013, cuando la empresa adquirió los derechos de explotación de ENUSA. Las principales organizaciones ecologistas han rechazado sistemáticamente el mantenimiento del proyecto de mina a cielo abierto, alertando sobre sus potenciales peligros medio ambientales.

Durante años, organizaciones vecinales y ecologistas han mantenido protestas, que así mismo han recibido respuestas de la multinacional, que llegó a demandar 500.000 en compensación a la Plataforma Stop Uranio por supuestas injurias.

Con la resolución del CSN, el proyecto parece quedar finalmente descartado.


Berkeley /  minería /