La Tienda Republicana

Greenpeace denuncia la contaminación con un sorprendente anuncio en la Semana de la Movilidad

16/09/2019

Greenpeace arranca hoy la Semana de la Movilidad denunciando, con un spot, el impacto nefasto del coche en la salud. Según apunta la organización ecologista, la industria del motor es responsable del 9% de las emisiones de efecto invernadero, por lo que, en plena emergencia climática, Greenpeace exige terminar con la venta de vehículos contaminantes antes de 2028.

Imagen del spot publicitario de Greenpeace / Greenpeace

Con motivo de la Semana Europea de la Movilidad, que comienza hoy lunes, Greenpeace ha lanzado un spot en el que recuerda que la contaminación es responsable de 38.600 muertes prematuras al año en España [1].

Una contaminación que tiene su principal causa en el tráfico rodado, ya que los motores diésel y gasolina son la mayor fuente de NO2 y partículas en zonas urbanas.

El spot publicitario de Greenpeace sigue el estilo de las campañas de la Dirección General de Tráfico, reconocidas por su efectividad para concienciar sobre la importancia de la seguridad vial. “Las más de 1.180 personas fallecidas en España por accidentes de tráfico el año pasado resultan una cifra inadmisible, pero los accidentes no son lo único que mata sobre ruedas, aunque el estado no realice tantas campañas sobre esta realidad” afirma Adrián Fernández, responsable de movilidad de Greenpeace.

España lleva 10 años incumpliendo los niveles de calidad del aire

Pese a que la evidencia científica vincula al tráfico enfermedades como el asma o la bronquiolitis [2], Greenpeace denuncia que los gobiernos ignoran a estas víctimas invisibles en sus políticas de movilidad. Para la organización ecologista, esto se evidencia a través de las inversiones públicas, que siguen priorizando al coche frente al resto de transportes limpios. Así mismo, valoran las medidas para paliar los efectos de la contaminación como insuficientes: "se limitan, como mucho, a leves restricciones (de tráfico) en zonas concretas", apuntan desde Greenpeace. Por eso Greenpeace exige a los fabricantes y a los gobiernos medidas más eficaces que garanticen un aire limpio para todos.

Según señala la organización, durante 10 años España ha superado los límites de contaminación fijados por la Unión Europea, un derecho ciudadano de obligado cumplimiento. En este periodo han surgido escándalos como el Dieselgate, que destapó que los fabricantes de coches manipulaban los ensayos, vendiendo coches más contaminantes de lo que afirmaban [3]. Para Greenpeace también resulta preocupante la actitud de los responsables políticos dispuestos a desmontar las pocas medidas que, a juicio de la organización, se han demostrado efectivas como Madrid Central, que ha conseguido reducir la contaminación en Madrid al valor más bajo en esta década [4].

En la Semana de la Movilidad, Europa nos invita a reducir nuestro impacto moderando el uso del coche al mínimo imprescindible, optando por el transporte público y caminando en los trayectos cortos. Unos hábitos que contribuyen, no solo a mejorar nuestra salud, sino a reducir una contaminación que no admite más prórrogas.

La industria del motor es responsable del 9% de las emisiones de efecto invernadero

Además del indudable efecto en la salud pública, las emisiones del tráfico agravan la crisis climática a la que nos enfrentamos. La semana pasada Greenpeace publicó en un informe que los fabricantes de automóviles son responsables del 9% de las emisiones de efecto invernadero en todo el mundo [5]. Mientras tanto, las marcas estiran el final del diésel y la gasolina mientras presionan al Gobierno para que no prohiba los coches contaminantes en 2040. Una fecha insuficiente para Greenpeace, quien exige limitar la venta de los vehículos contaminantes a no más tarde de 2028 para cumplir así con los objetivos del Acuerdo de París [6].

Esta semana darán inicio las movilizaciones de la Semana Mundial de Acción por el Clima, durante la cual, Greenpeace, en alianza con diversas organizaciones y colectivos, denunciará la situación de crisis climática en la que nos encontramos y exigirá la toma de medidas urgentes y decididas para combatirla. Unas movilizaciones que concluirán el próximo viernes 27 con manifestaciones en numerosas ciudades del mundo, como Madrid.

Greenpeace recuerda la urgencia de reducir las emisiones causantes del cambio climático, largamente advertido por la comunidad científica, y que recientemente se está haciendo más visible con situaciones graves como los incendios de la Amazonía, las olas de calor con récords de temperatura registrados este verano o incluso el aumento de intensidad de la gota fría que acaba de padecer el sureste español.

Notas

[1] Agencia Europea del Medioambiente. 2018.

[2] “4 millones de niños desarrollan asma cada año por la contaminación relacionada con el tráfico“. Lancet Planet Health. 2019

[3] “El lado oscuro de Volkswagen”
Informe elaborado por Greenpeace en 2015

[4] “Evaluación del impacto de Madrid Central en la calidad del aire”

Informe elaborado por Greenpeace en junio de 2019

[5] “Aceleradores del Cambio Climático”
Informe elaborado por Greenpeace en septiembre de 2019

[6] “2028: Fin de los Combustibles Fósiles en los coches”

Informe elaborado por Greenpeace en septiembre de 2018

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.