La Tienda Republicana

La Ecomarcha apoya a las luchas vecinales en Huesca contra la ganadería industrial

10/07/2019
  • La Ecomarcha, la ruta en bicicleta de Ecologistas en Acción, pasa hoy por la comarca de Loporzano en Huesca para apoyar la movilización de la plataforma vecinal Loporzano Sin Ganadería Intensiva contra las instalaciones ganaderas industriales.
  • El modelo industrial de ganadería deja a un 20% de la población aragonesa expuesta a agua contaminada por el exceso de nitratos procedentes de los purines y sulfatos.
  • La ganadería industrial provoca graves problemas medioambientales, de salud pública, económicos y de bienestar animal.

Durante su quinta etapa, el pelotón de Ecologistas en Acción, que hoy se encamina de Angües a Huesca, parará a comer y reponer fuerzas en Loporzano. En ese lugar participará en un acto público sobre los impactos y las resistencias a la ganadería industrial organizada conjuntamente por la organización ecologista y el movimiento vecinal de la comarca.

Esta es una de las actividades que la presente edición de la Ecomarcha, bajo el lema ‘No te comas el planeta’, tiene previstas para denunciar la situación, y que se suma a la realizada el pasado domingo en Monzón. En el municipio oscense el pelotón ecologista organizó una charla informativa sobre macromataderos en una zona donde destaca el proyecto del mayor macromatadero de porcino de Europa, en Binéfar, que tendría capacidad para sacrificar hasta 30.000 cerdos al día.

El tema y el lugar elegido por la Ecomarcha de este año no es casual: Aragón es ya la comunidad autónoma con mayor censo porcino en España, con más de 8 millones de cerdos, lo que equivale a 7 cerdos por persona, habiendo superado a Catalunya recientemente.

La consecuencia de esta concentración es que muchos municipios tiene sus aguas contaminadas por los nitratos de los purines ya que se generan unas 73.000 toneladas de nitrógeno anuales que no son capaces de absorber los cultivos de la región. Esta contaminación del agua por parte de la ganadería industrial fue analizada hace escasas semanas por la Fundación Nueva Cultura del Agua con sede en Zaragoza, por lo que cada vez son más los organismos que están poniendo sobre la mesa este grave problema ambiental y de salud pública.

La Plataforma Loporzano Sin Ganadería Industrial lleva desde su origen en 2016 denunciando esta situación. También es la impulsora de la creación de la Coordinadora estatal Stop Ganadería Industrial que agrupa a todas las plataformas vecinales del Estado y organizaciones estatales e internacionales, entre las que se encuentra Ecologistas en Acción.

Por todo ello, la Ecomarcha se suma a la campaña confederal que Ecologistas en Acción está realizando durante el 2019 contra la ganadería industrial para destacar sus consecuencias medioambientales, económicas, de salud pública y de bienestar animal.

La campaña también propone una dieta que elimine los alimentos procedentes de este tipo de ganadería y, a su vez, incorpore los alimentos procedentes de la ganadería extensiva agroecológica, aunque limitándolos a una o dos veces por semana en el caso de la carne fresca y a dos o tres ocasiones semanales en el caso de los productos lácteos y los huevos.

Un modelo depredador e insostenible

El modelo agroindustrial de producción, transformación, distribución y consumo de alimentos de origen animal está conllevando enormes consecuencias para el planeta y es el responsable -directo o indirecto- de una cuarta parte de las emisiones de gases de efecto invernadero que provocan el calentamiento global.

Vinculado a los mercados internacionales, tanto por los piensos para los animales como por el producto final, este modelo tampoco favorece la economía local de las zonas rurales donde se instala por estar altamente automatizado, generando un empleo muy precario asociado a la condición de ‘falso autónomo’.

Por último, la salud pública se está viendo afectada por el excesivo consumo de alimentos de origen animal (con alto contenido en grasas saturadas y polisaturadas), una dieta insana que propicia enfermedades cardivasculares, diabetes, obesidad. Según la OMS hay “suficiente evidencia” científica para asegurar que la carne procesada provoca cáncer colorrectal, en el caso del consumo de carne roja este organismo la llega a considerar “probablemente cancerígena”.

A esto hay que añadir el problema de la resistencia a antibióticos, problema que, según la OMS, superará al cáncer en 2050 como principal causa de muerte por enfermedad. España es el país que más antibióticos suministra de Europa a los animales de las explotaciones ganaderas, hasta cuatro veces más que Alemania y seis más que Francia.

Añadir nuevo comentario

Comentarios

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.