¿Por qué fracasan los intentos de Moscú en el sur de Siria?

Los esfuerzos de Rusia para establecer un acuerdo con Washington, (Israel) y Jordania para crear una zona de distensión en el sur de Siria, enfrenta el riesgo de la retirada de Estados Unidos e (Israel) de los acuerdos previos, y esta retirada, amenaza con iniciar una escalada contra Siria e Irán, y posiblemente no le quedaría a Rusia ninguna alternativa sino la de enfrentar la escalada en el sur sirio.

La reunión tripartita a nivel de viceministros de Exteriores entre Jordania, Moscú y Washington programada para celebrarse en Ammán, parece haberse convertido en una necesidad innecesaria; la reunión fue acordada entre las tres partes para organizar las medidas que garanticen una reducción de la escalada y lo cual fue denominado por los medios adversos a Irán como “el pacto ruso” y este establece, como lo aclaraba Moscú, de que el ejército sirio controle las fronteras con Jordania e (Israel) y se facilite la salida de los militantes armados que no desean acordar una reconciliación hacia Idlib, también sería desmantelada la base estadounidense del Tanaf ubicada en la frontera iraquí-siria,  de la misma manera, lo confirmó el ministro de Exteriores de Siria, Walid al Mualem.

Lo denominado como “pacto” fue considerado por los medios occidentales y árabes adversos a  Siria e Irán como un cambio ruso en el sentido de dejar a un lado la coordinación y el entendimiento con Irán en Siria con el fin de favorecer a Washington e (Israel); más cuando las visitas de Netanyahu y Lieberman a Moscú fueron acompañadas de afirmaciones occidentales y árabes de que se había acordado  “la salida  de Irán del sur de Siria” bajo la presión de Rusia, para radicarse a una distancia de 25 km de la frontera o a una distancia de 60 km en dirección de la carretera de Damasco – Swaida, produciéndose esto gradualmente y por etapas.

El posterior desmentido de (Israel), negando que hubo un acuerdo con Rusia, pasó desapercibido, con el fin de preservar la utilidad del bullicio mediático sobre la “traición rusa” según el titular del artículo de uno de los periodistas más prominentes del Líbano; el desmentido fue expresado por un “alto funcionario israelí” citado por el “Canal 10 de (Israel)”, el sitio de “Yedioth Ahronoth”, así como “The Times of (Israel)”.

Mientras tanto el presidente sirio negó los alegatos de que existen bases iraníes en Siria, así como lo negó el ministro de Exteriores sirio y el secretario del Consejo Supremo de Seguridad Nacional iraní, Alí Shamkhani, esto mismo lo desmiente la realidad sobre el terreno sirio y las salas de operaciones.

No se ha logrado el acuerdo de Moscú con Washington y la administración estadounidense. Los esfuerzos rusos para reducir la escalada han sido apoyados por el subsecretario de Estado adjunto David Satterfield, y no ha sido mencionado por un alto funcionario de la administración estadounidense en la Casa Blanca o el Ministerio de Asuntos Exteriores y el Ministerio de Defensa.

Cuando Damasco anunció el fin de la liberación de las dos Ghoutas de los grupos armados en el sur de Siria, el Pentágono amenazó con usar la fuerza contra Damasco si los aliados de Washington serán atacados. El general Kenneth McKenzie advierte nuevamente en el nombre de Estado Mayor del ataque a los aliados de Washington en Siria.

La coalición estadounidense explica que sus operaciones en Siria tienen un límite de tiempo, a pesar del anuncio de Donald Trump de que quiere retirarse de Siria. El portavoz oficial de las operaciones en Siria, Thomas Phil niega cualquier pensamiento estadounidense de retirada y acuerdo con Rusia para reducir la escalada y el desmantelamiento de la base Al Tenf. Al contrario, la evidencia sugiere que el Secretario de Relaciones Exteriores Mike Pompeo y el Asesor de Seguridad Nacional John Bolton están trabajando para escalar con Rusia e Irán y están planeando expandir la base de Al Tenf mediante la construcción de una base al lado de la frontera iraquí.

Un ataque de "Daesh" en la aldea de al-Hasarat al norte de la ciudad de Albuqamal frente a las fuerzas estadounidenses puede ser una señal de escalada. Otras señales pueden ser el acuerdo de Ankara para abrir el camino a Turquía al este del Eufrates y trabajar para restablecer los lazos de su era anterior, según las declaraciones de Relaciones Exteriores turco, Mouloud Jawishoglu.

En este contexto, los grupos armados en el sur de Siria están recuperando su actividad con el apoyo de los EE. UU. en preparación para una batalla anticipada.

El llamado Ejército Revolucionario separa el "batallón volcán Hawran" de sus formaciones militares porque está llevando a cabo contactos para la reconciliación con el estado sirio, según el portavoz del "ejército" llamado Abu Bakr al-Hassan. El llamado "Ejército de Salvación" ha arrestado a varios de sus miembros acusados de infiltrarse en áreas controladas por el estado. A cambio, los grupos que piden la reconciliación están sujetos a asesinatos secretos, según el Observatorio opositor sirio.

Jordania puede ser la única parte que ha estado interesada en los esfuerzos de Rusia para reducir la escalada, con el fin de reabrir el cruce y abrir el camino con Siria e Irak para aliviar la agobiante crisis económica y enfrentar los riesgos de inestabilidad. Pero la presión de Arabia Saudita sobre Jordania por su disposición a aceptar un acuerdo para reducir la escalada, de acuerdo con el monarca jordano, podría ser compensada por Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos a petición de los Estados Unidos.

La escalada estadounidense-saudita e (israelí) contra los esfuerzos rusos y contra Irán y Siria podría destruir los intentos de Moscú de reducir la escalada en el sur de Siria. Pero está presionando a Moscú para enfrentar la escalada junto con el ejército sirio y las fuerzas aliadas. La base siria Hameimim en Siria declara que "las fuerzas del régimen pronto comenzarán la batalla para la liberación del sur sirio". Los datos de campos de batallas indican esta tendencia.

Qasem Ezzeddine es investigador. Diploma en Estudios Antropológicos de la Universidad de Sorbonne en París. Escritor en varios periódicos.

Fuente: Almayadeen

La opinión del autor no coincide necesariamente con la de TerceraInformación