Salustiano Luque Lozano

El juego en los tiempos del Cambio Climático

Cada día (y cada noche) hace más calor. Comienza antes a apretar la canícula, se acaba después y ya no hablamos sólo de las mediciones y esos artículos que tan cuidadosamente nos informan de records pulverizados, medias y anomalías. Esas son temperaturas, datos. No, hablamos de calor, el que se siente y se sufre. Y que hace cada vez más calor lo notamos todo el mundo. Y es fruto del Cambio Climático producido por el ser humano, aunque Trump crea que es un invento chino, lo que prueba únicamente su nivel intelectual y ético.

¡Salvemos el jardín de la alameda del obispo!

No son muchas las personas que conocen en Córdoba esta joya de la jardinería barroca, a pesar de que la tenemos muy cerca, en el paraje de la Alameda del Obispo, antes conocido como “Granja del Estado” donde actualmente se encuentran las instalaciones del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera (IFAPA) dependiente de la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía. Por lo tanto, la administración autonómica es titular de los terrenos y responsable de su cuidado.

¡Salvemos el Jardín de la Alameda del Obispo!

No son muchas las personas que conocen en Córdoba esta joya de la jardinería barroca, a pesar de que la tenemos muy cerca, en el paraje de la Alameda del Obispo, antes conocido como “Granja del Estado” donde actualmente se encuentran las instalaciones del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera (IFAPA) dependiente de la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía. Por lo tanto, la administración autonómica es titular de los terrenos y responsable de su cuidado.

Desarme nuclear ¡ya!

La amenaza nuclear no ha desaparecido, si acaso ha aumentado. No lo digo yo, son palabras de Theresa May que el mes pasado, en su primera intervención ante el Parlamento británico como primera ministra del país, ha defendido la necesidad de que el Reino Unido mantenga su lugar destacado entre las potencias nucleares, citando a Rusia y Corea del Norte para justificar la renovación de una “fuerza disuasoria nuclear como deber moral para con los aliados y frente a los enemigos”.

Desarme nuclear ¡Ya!

La amenaza nuclear no ha desaparecido, si acaso ha aumentado. No lo digo yo, son palabras de Theresa May que el mes pasado, en su primera intervención ante el Parlamento británico como primera ministra del país, ha defendido la necesidad de que el Reino Unido mantenga su lugar destacado entre las potencias nucleares, citando a Rusia y Corea del Norte para justificar la renovación de una “fuerza disuasoria nuclear como deber moral para con los aliados y frente a los enemigos”.

Suscribirse a Salustiano Luque Lozano