Honduras. Dirigentes estudiantiles que conducen tomas de colegios están amenazados por activistas del Partido Nacional

Autoridades educativas amenazaron este 20 de julio de 2018, con expulsar a la dirigencia estudiantil de varios colegios de la capital que mantienen tomas de las instituciones educativas con un pliego de exigencias, entre ellas, un bono de transporte y mejoras físicas. Al clima de terror se suman activistas del Partido Nacional que operan en uno de los colegios bajo la modalidad de microempresas del programa “Vida Mejor”, del gobernante Juan Orlando Hernández.

Según la denuncia presentada por los alumnos del Instituto Jesús Aguilar Paz, el pasado viernes 18 de agosto de 2018, a la Asociación por la Democracia y los Derechos Humanos, ASOPODEHU, el vicepresidente de la sociedad de padres de familia Jorge Noé García llegó de manera violenta, faltándoles el respeto y levantando calumnias en contra de los y las denunciantes, que en ese momento estaban en las instalaciones del instituto. “De la lengua los voy a agarrar”, les dijo, pero esta no es la primera vez que les lanza ese tipo de advertencias, según lo manifestaron “el jueves 17 de agosto de 2018, vino aquí de manera agresiva a romper los carteles que teníamos en el portón y a insultarnos”, relató uno de los afectados.

Jorge García está contratado según denunciaron en una de las tres microempresas de aseo del Programa Vida Mejor, que impulsa el régimen, y que opera en el instituto arriba mencionado.

Este lunes 20 de agosto, se presentaron las autoridades de la Departamental de Educación, entre ellos el funcionario Napoleón Bonilla e Hilma Yessenia Hernández, esta última de la Distrital de Educación, asimismo una comisionada de la Secretaría de Educación que no se identificó, amenazando a los alumnos de último año en cancelar la graduación. Representantes del Observatorio Ecuménico Internacional de Derechos Humanos se presentaron al lugar, pero se les negó la entrada.

Los alumnos temen ser expulsados y también denunciaron que si les pasa algo fuera de la institución sería responsabilidad de Jorge García, y las expulsiones estarían a cargo de las autoridades educativas por no solucionar los problemas que ellos tienen, “no solo lo referente al transporte sino también la inseguridad y las condiciones educativas en la que estamos desde hace años, pero no tenemos respuestas”, alertaron.

Este mismo lunes 20 de agosto un alumno del Instituto Técnico Abelardo Fortín fue víctima de fuertes golpes por un agente de policía mientras se encontraba al frente de las instalaciones de su instituto, manifestándose por las demandas ya señaladas.

Estudiantes del Instituto Técnico Honduras y Jesús Milla Selva, en horas de la tarde siempre de este mismo día fueron reprimidos con gases lacrimógenos y balas de goma por la misma causa. Tuvieron que escapar del sector hacia la UNAH, buscando refugio, pero allí también fueron recibidos con gases por la Policía Nacional.

Información de última hora da cuenta que tres estudiantes de Instituto Central Vicente Cáceres fueron detenidos por los cuerpos policiales y al cierre de esta nota se desconoce su paradero. El acto fue grabado por un medio de comunicación televisivo.

 

Temas: