www.tercerainformacion.es

Doctor Deseo: "Hablamos del policía que llevamos dentro, que nos preocupa más que el de fuera"

Entrevista con el cantante de Doctor Deseo, que nos habla de su nuevo disco, ’Deseo: cartografía imposible"

Cultura | Aida M. Pereda - TerceraInformación | 03-05-2010 | facebook yahoo twitter Versión para imprimir de este documento

Francis, cantante de Doctor Deseo, habla con nosotros de su nuevo disco, ‘Deseo: cartografía imposible’ (Baga Biga), y de la trayectoria de esta banda, que pasará a la historia del rock con canciones imprescindibles como ‘Corazón de tango’ o ‘La chica del batzoki’.

¿Cómo surgió la idea de hacer un disco temático sobre el deseo?

En realidad ha coincidido, ha salido así. De pronto, estábamos trabajando una serie de canciones y sentimos que todo tenía sentido en función del deseo. Ya habíamos tratado esto de forma puntual en otras canciones, de hecho es un tema que siempre ha estado ahí, y llamándonos como nos llamamos pensamos que ya era el momento de hacer el doctorado, llevábamos tiempo con la tesis sobre el deseo y estábamos preparados ya para hacerla como Dios manda.

¿Podrías explicarnos el título del disco? ¿Por qué asociáis el deseo con lo imposible?

La idea surgió de un tatuaje que nos enseñó una chica en el que ponía “deseo”. A partir de aquel simbolismo, de tenerlo tatuado en la piel, intuimos su importancia. Aristóteles decía que sólo hay una energía motriz, el deseo. Pero aunque todos los poetas del mundo hayan tratado el tema, viene del territorio de los sueños y las emociones, que es imposible de cartografiar y que no tiene nada que ver con la razón. Por lo tanto, siempre habría espacios en blanco si hiciésemos una cartografía sobre él. Uno puede seguir su deseo y puede aprender, tanto de los momentos de sus luces, donde la felicidad puede tener sentido o donde hay ausencia de dolor, como también de sus partes oscuras. De ahí viene un poco lo de cartografía imposible, porque desear es vivir y tenemos que jugar en ese territorio. Y todavía tenemos cantidad de espacios ignotos y de territorios que son una auténtica aventura por descubrir, a pesar de que podamos equivocarnos y llegar a territorios dolorosos, porque también son inherentes al deseo. Tenemos que aprender a jugar con el deseo si queremos estar vivos y sentir que estamos en el sitio que debemos.

En el disco tocáis el deseo desde distintos puntos de vista: desde la pérdida, el sexo, el amor, el dolor…

En realidad no nos hemos dedicado a definirlo, simplemente hemos hecho diez canciones en los territorios del deseo, con deseo y sobre el deseo. Son diez canciones a veces de amor y a veces de desamor, puesto que el deseo también es el padre y la madre de Eros, pero también de Misos, del odio. Y como hablábamos, cuando uno desea puede llegar a territorios de ausencia de dolor, pero también a sitios de mucho dolor. Cómo gestiones esto es muy importante. Uno no elige sus marrones pero sí elige qué hacer con su dolor. Y el dolor te puede cargar de miedos y de rencores, o, si lo metabolizas bien te puede hacer mucho más fuerte y mejor persona. La mayor parte de la gente lo que opta es por no seguir este tipo de cosas, por entrar en una especie de línea de mediocridad en la cual no haya ni grandes subidones ni grandes bajones y entraríamos en lo que en la mitología contemporánea sería un zombi, un muerto viviente, en un estado en el que no vas a padecer demasiado pero también te evitas lo que es tanto el goce intenso de la vida como lo que es el aprendizaje de la vida a través antes del dolor. Por eso es un disco también de aprendizaje.

¿Crees que ha habido una evolución de Doctor Deseo con este disco?

En principio, musicalmente lo que queríamos era ampliar horizontes. En cada disco que hacemos siempre intentamos aportar algo, dar un pasito, pero al mismo tiempo hay algo que conecta con todo lo anterior. Evidentemente seguimos en nuestro camino y no damos saltos estilísticos de la leche, de pronto no nos pasamos a ser hiphoperos ni heavies sino que seguimos insistiendo en nuestro camino, pero sí que intentamos ampliar el horizonte. Y para hablar del deseo pensamos que ampliarlo a los cuatro puntos cardinales era algo que iba a enriquecer el disco. Por eso el tipo de guitarras que hemos utilizado ha sido siempre Fender, con un sonido limpio y a veces con distorsiones medias, que evocan un poco al rock and roll original, a la música fronteriza entre Texas y México y a sonidos americanos en general, que nos hacen irnos un poquito al oeste. Luego, hemos querido insistir en la parte sureña, de la que ya teníamos apuntes, con pinceladas de guitarras aflamencadas y con una forma de cantar un poco aflamencada también. Por otra parte queríamos tirar también un poquito hacia los sonidos de oriente, por las últimas veces que he estado en Marruecos y nos íbamos a las discotecas de Marrakech y los cabarets de por allá y escuchábamos arab, que es una música disco con sonidos populares árabes, y además queríamos evocar las mil y una noches, cuando Sherezade contaba historias para no perder la cabeza, porque también nosotros contamos canciones para no perder la cabeza. Y desde luego está hecho desde el norte, desde Bilbao. Esto no significa que sea un disco de mestizaje en el estilo de Manonegra, no es éso, el rock siempre ha sido mestizaje. Es decir, seguimos en nuestro camino y lo que tenemos son apuntes de todo este tipo de cosas.

En este disco cantas a ritmo de vals en ‘Que amanece de nuevo’ y luego, en ‘De la mano de un deseo’ interpretas con Anari un bolero, ¿crees que puede ser vuestro disco más lírico?

Bueno, en realidad es música de baile casi todo. La primera canción es una canción de rock and roll tex-mex, una línea que ya habíamos trabajado otras veces, que es lo que más conecta con los discos anteriores, aunque tiene esas partes psicodélicas con toques árabes. Los vals también son para bailar y girar, para bailar tanto agarrado como suelto. Y tenemos canciones con bases groove, como ‘Tuyo es, mío no’ o ‘De chocolate y vainilla’.

También se aprecia que le habéis dado mucha importancia a los arreglos. Hay muchas canciones con coros y la instrumentación también es compleja.

Sí, han añadido una tímbrica y un color que yo creo que enriquece el disco. Y la instrumentación tiene también un poquito esas connotaciones de la exuberancia del deseo: el colorido, el brillo y demás, aunque también tenemos canciones mucho más austeras, como ‘Hambre y sed… de ti’, que posiblemente sea la mejor aproximación al deseo que hemos podido hacer. También es importante la última canción, que la hemos trabajado con la Big Band de Leioa. Ha sido una maravilla poder añadir toda esa exuberancia musical y esa riqueza de instrumentación que recuerda a la música de baile de los años 50.

Las letras son una parte muy importante en vuestras composiciones. Durante el proceso creativo, ¿dejas que fluya el poema y de ahí sale el significado por sí mismo, o funcionas al revés, tienes claro lo que quieres contar y luego elaboras la letra?

Normalmente siempre hago primero la música. Estoy en casa con la guitarra inventándome melodías y cuando me gusta una comienzo a hacer un encaje de bolillos para meter la letra. Suele ser un proceso problemático porque no me gusta meter grandes letanías, me gusta trabajar con letras muy concisas. Es también un trabajo un poco doloroso porque me enfrento a mis demonios, hay una parte de introspección. Pero sólo me interesa esa parte que es mía pero que también es de cualquiera, pues no tiene sentido que sólo contara mis historias. Este es nuestro trabajo y tiene sentido en esa medida, en la medida en que nos sirve a nosotros y a los demás, si no no nos dedicaríamos a la música como algo público. Ése es un poquito el trabajo, y es el trabajo más duro posiblemente, porque siempre parto de una emoción y poner letra a esa emoción es más complicado que contar una historia.

En cuanto al libreto que acompaña el disco, es curioso, parece que os resulta más fácil desnudaros sentimentalmente que físicamente, ya que habéis preferido delegar en otros.

Aunque lo hubiésemos hecho no lo hubiéramos puesto. Tampoco sacamos fotos nuestras en los discos para despersonalizar un poco. Hemos sacado partes del cuerpo porque el cuerpo es de alguna forma el origen del deseo. Reivindicamos el cuerpo como objeto y como sujeto del deseo. Es de donde parte y de donde muere todo, de nuestra piel. Que no sea nuestro culo, es que no es de nadie en realidad, de hecho hemos puesto todas las partes del cuerpo menos la cara para que cualquiera se pueda identificar.

¿Y no es difícil lo de subirse al escenario y desnudarse sentimentalmente? Siempre estás un poco expuesto…

Sí, pero por otra parte también tiene una función muy liberadora porque te enfrentas a tus demonios. En un concierto me puede ocurrir desde gritar con mucha rabia y mala leche, llorar y poder liberar tristeza, o excitarme bastante. Y además, para que ocurran las cosas abajo también tienen que ocurrir arriba. Después de un concierto tengo mucha sensación de ligereza, de haberme quitado un peso de encima. Eso sí, durante veinte minutos necesito que me dejen tranquilo para pisar el suelo, porque la verdad es que estoy como en otro mundo. Entonces en ese sentido no, para nada, yo creo que todo el mundo debiera estar mucho más acostumbrado a en cualquier relación, amén de hablar de fútbol y política o de otras ñoñerías, también pueda hablar de las emociones y de lo que realmente nos ocurre, de las cosas importantes de la vida.

En los conciertos también juegas un poco con la transgresión, ¿estás de acuerdo en que la provocación tuvo su clímax en los ochenta y que sigue llamando la atención poner un culo en la portada y salir al escenario con los labios y las uñas pintadas?

Para mí no es ninguna provocación. Es más, yo no creo en la provocación. De hecho, para que a mí alguien me escandalice en un escenario… como no se suicide, difícilmente. Lo que pretendemos siempre es provocar emociones, éso es lo que más nos preocupa. Y nuestro público no es tan paleto ni tan estrecho. No, para mí el pintarme las uñas, el transformarme, esa metamorfosis previa… es parte del ritual. Consideramos que un concierto es un ritual contemporáneo y los hiphoperos definen perfectamente la función del músico, el MC, como maestro de ceremonias. Lo que pretendemos es que haya una catarsis, que ocurran cosas, arriba y abajo. Y para mí es muy importante el entrar en situación, el pintarme las uñas en los momentos previos, el ponerme la liga que para mí es todo un fetiche, el colocarme mi guante… significa que voy a entrar en un territorio en el que van a ocurrir cosas distintas a las habituales, más potentes todavía, y que tengo que estar abierto a que ocurran. Y esto es simplemente parte del ritual, no hay ninguna pretensión de escandalizar. Y lo del culo de la portada más bien lo veo atractivo. Si hay alguno que se escandaliza no creo que sea de nuestro público.

Hay quienes os tachan de blandos, ¿piensas que para hacer rock hay que hablar de sexo, drogas y rock’n’roll con mala hostia y más ruido?

Pues no, me parece muy bien que se haga así también, pero nosotros nunca nos hemos considerado unos eyaculadores precoces y nos gusta más la intensidad que la velocidad. Podemos llegar al ruido pero también a lo delicado. Y nos gusta que haya todo un panorama de sensaciones sobre el escenario, momentos violentos y momentos muy tiernos. No hay por qué decir las cosas muy bruscas. Ahora, eso no quita que si en un momento dado nos ponemos a hacer el salvaje y tenemos la necesidad de sacar la mala leche también la sacamos.

¿Véis similitudes con grupos coetáneos a vosotros como Kortatu, Barricada o Hertzainak?

Bueno, nosotros empezamos a finales de los ochenta, o sea que ya estábamos en los últimos coletazos del rock radikal. En aquellos momentos lo tuvimos un poquito difícil porque éramos como las mariconas del barrio y teníamos rechazo por parte de ciertos sectores. Aunque como músicos nos llevábamos de puta madre y había una relación fluída. Sin embargo, al principio no nos dejaban tocar en los gaztetxes porque no éramos políticamente correctos. Tuvo que pasar un tiempo para que las cosas cambiasen y ahora mismo estamos encantados de tener un hueco en Euskal Herria, y fuera poquito a poco. Pero al principio no teníamos mucho que ver en cuanto a que nosotros tratábamos otro tipo de cosas. En ese momento no teníamos el discurso oficial del rock radikal vasco, teníamos otro distinto. Si ellos hablaban de la poli, de curas y de no sé qué leches, nosotros hablábamos del policía que llevábamos dentro, que nos preocupaba bastante más que el de fuera. Entonces, al principio nos costó bastante entrar, pero luego poquito a poco se fueron transformando las cosas y encontramos nuestro hueco, pero en principio éramos caminos diferentes.

¿Qué echas de menos en la escena musical actual? ¿Qué ha sucedido para que en Euskal Herria se haya pasado del Rock Radikal Vasco al Donosti Sound con Le Mans, Family o La Buena Vida, o a grupos más recientes como La Oreja de Van Gogh y Álex Ubago?

Bueno, en realidad todo tiene su sentido. Cuando vino el rock radikal, aunque nosotros no estuviésemos allí, abrió un montón de puertas y de caminos que hasta ese momento estaban totalmente inexplorados en la música de este país. Tuvo su momento, aquello fue decayendo y ahora mismo el panorama es muy abierto, porque lo mismo que tenemos lo que tú has dicho, también tenemos a otra mucha gente. Quién nos iba a decir que en Navarra, que era territorio heavy, iban a salir grupos como El columpio asesino o Souvenir, o que tengamos a Petti. Y que aquí esté Anari o los Zea Mays. Tenemos desde grupos de hip hop a electrónica, como los We are standard, hasta grupos de garage, como los Athom Rumba. Hay un montón de grupos interesantísimos en estos momentos, es un panorama muy amplio y yo pienso que incluso mucho más maduro que antiguamente. Lo que pasa es que es mucho más abierto y por tanto da la sensación de que no hay un movimiento único como cuando estaba el rock radikal y todo se encasillaba en el rock radikal. Ahora está más diversificado todo, pero yo creo que es más interesante, es un momento creativo muy potente aunque la industria esté de capa caída y en crisis.

¿Y crees que hay relevo para grupos de rock como vosotros? porque hablando de las formaciones actuales no hay unos nuevos Barricada, ni unos nuevos Doctor Deseo…

Joder, pero hay unos nuevos We are standard, hay un nuevo Columpio Asesino, hay un montón de grupos que están haciendo cosas interesantes, que son nuevos, y que están ahí. Ahora hay distintos panoramas conviviendo. Antes igual también la gente era de una sola historia y punto, y ahora mismo la gente y el territorio de la música es mucho más amplio y abierto.

¿Qué deseo le queda por cumplir a Doctor Deseo después de más de veinte años de carrera?

Bueno, uno de los deseos potentes nuestros es la música, por eso estamos aquí. Nos ha costado muchísimo hacernos un hueco y seguir un camino. Entonces nuestro deseo en esto que es la música es seguir avanzando y poder seguir haciendo nuevos discos, algo que nos sorprenda a nosotros y que siga sorprendiendo. Y en ésas estamos, en seguir hasta el final con la aventura de la música.

Entonces hay Doctor Deseo para rato, ¿no?

Sí, vamos, si por algo nos hemos caracterizado ha sido siempre por seguir nuestro deseo y tener hambre y sed de todo aquello que hacemos.

PRÓXIMOS CONCIERTOS DE DOCTOR DESEO:

Doctor Deseo continúan su gira de presentación del álbum ’Deseo: Cartografía Imposible’ en:

MADRID (Sala Heineken) 8 de mayo

BARCELONA (Sala Apolo) 15 de mayo

BILBAO (Antzokia) 21 y 22 de mayo

DONOSTI (Sala Rockstar) 29 de mayo

Colaborador
camisa 198
Tienda
[Viñeta] "Aumentan los millonarios, decienden los científicos"

Está usted en necesidad de cualquier tipo de préstamo?
¿Necesita un préstamo personal?
¿Necesita préstamo de negocios?
¿Quieres pagar sus cuentas?
¿Quieres ser financieramente estable?

E-mail: luiscarlosfinance@outlook.com

Rellene el formulario de solicitud. 1) Nombre completo: 2) Campo: 3) Estado: 4) Dirección: 5) Sexo: 6) Ocupación: 7) Cantidad que se necesita: 8) Duración del préstamo: 9) El propósito del préstamo: 10)
Teléfono: 11) Ingreso mensual:

E-mail: luiscarlosfinance@outlook.com

Granada responde a Grecia

¿Ha estado buscando DE FINANZAS ?. ¡¡¡NO BUSQUE MÁS!!! WE, le garantiza oferta de préstamo completamente certificado en el 2% TASA DE INTERÉS CON O SIN COLATERAL. WE préstamo dentro del RANG de 7.000 a 50,000.000.00 hoy están con nosotros por correo electrónico: anthonyisiloanfirm070@gmail.com

Nombre completo:
Monto del préstamo necesario:
Duración del préstamo:
País:
Ocupación:
Estado:
Dirección:
Género:
Años:
Número de teléfono / número de teléfono móvil:
Ingreso mensual :

Cordial saludo
Cynthia Luciette (Publicista)
Sr. Anthony Isi
Director general
E-MAIL: anthonyisiloanfirm64@gmail.com

Las veinte mejores webs de trueque online y las diez mejores webs para conseguir productos gratis

YO SOY el Sr. Rennison Mark, un prestamista de préstamo de buena reputación PRIVADO. Dar préstamos con interés del 2%. Aprobamos todo tipo de préstamos a la sociedad en general Nuestros préstamos están garantizados y ponemos en práctica un plan de pago de préstamo Fexible. Ofrecemos los siguientes tipos de préstamos:

*Mejoras para el hogar
* Préstamos Inventor
* Préstamos de coches
* Préstamo de Consolidación de Deuda
*Línea de crédito
* Segundo Préstamo
* Préstamos Comerciales
*Préstamos personales
* Préstamos Internacional.

enviamos un correo electrónico ahora para solicitar un préstamo de fiar y rápido y conseguir su aprobación 24 horas después de alcanzar la cumbre de su forma solicitante del préstamo dependiendo de la rapidez de sus respuestas son.

E-mail: rennisonloanfirm@outlook.com

En Portada
Información legal - Contacta - Colaborar - Publicidad